Victoria absoluta del Rally de Extremadura para el FMC-UCAV Racing Engineering

El equipo universitario intentará revalidar el título de campeones del CERVH por equipos de 2016.

Fin de semana exitoso para el FMC-UCAV Racing Engineering de la Universidad Católica de Ávila (UCAV) con  la victoria absoluta en la sexta edición del Rally de Extremadura Histórico.

 

El equipo FMC-UCAV Racing Engineering había tenido una primera parte de temporada muy complicada con tres abandonos en el Costa Brava, Asturias y Avilés a pesar de los numerosos esfuerzos humanos y técnicos utilizados en resolver los problemas de lubricación del motor y de caja de cambios, que provocaron roturas y los consiguientes abandonos.

 

El parón veraniego ha servido para poder pensar y trabajar sobre los vehículos con una cierta pausa que ha utilizado para poner en valor la capacidad técnica del equipo y de sus patrocinadores, que de una forma activa han colaborado en el aporte de información que sirviese para encontrar y subsanar la causa de los problemas.

 

Por otro lado, el equipo ha realizado numerosas jornadas de test para comprobar que las soluciones técnicas adoptadas eran efectivas, y poder abordar con garantías la segunda mitad del campeonato.

 

Vehículos más fiables

 

La unión de esfuerzos de FMC, de los alumnos y profesores de la UCAV, así como la implicación de los pilotos en el desarrollo de los test, han contribuido a fiabilizar los vehículos del equipo.

 

En esta posición abordaba el FMC-UCAV el rally que se había planteado como crucial para seguir teniendo opciones al campeonato por equipos 2018 dentro del CERVH. Con el hándicap de que al ser época de exámenes de septiembre los alumnos presentes eran menos numerosos que en otras pruebas y, por ello, había que optimizar la organización. Y por si esto fuera poco los alumnos con más experiencia habían terminado sus estudios y como consecuencia ya no forman parte del alumnado, por lo que no pudieron acudir a las pruebas como parte activa, aunque sí pueden hacerlo a título particular.

 

La prueba se presentaba dura con 13 tramos muy revirados con un asfalto muy abrasivo, y con la posibilidad de que apareciese la lluvia factor este que haría que los dos vehículos 4×4 de Serge Cazau y Toño Sainz partiesen como indiscutibles favoritos.

 

La salida tuvo lugar en la localidad de Jarandilla de la Vera y contó con la presencia del presidente de la RFEdA, Manuel Aviñó, que se interesó mucho por el proyecto de la UCAV y no dudó en calificarlo de pionero, y ejemplar para la formación de los futuros técnicos que diseñarán los coches de competición del futuro, y se comprometió a visitar la UCAV próximamente.

 

El inicio de la prueba dejó a las claras que la victoria solo contaba con dos equipos el del francés Cazau con su Sierra Coswoth 4×4 y con el equipo formado Muniente y Rozada y el Peugeot 309 Gti 16v del FMC-UCAV, más atrás quedaba el Subaru Legacy 4×4 de Sainz y Cataneo.

 

Así se llegaba al final de la primera etapa con una clara ventaja del equipo francés por delante del coche del FMC-UCAV, y de este sobre el Subaru, pero con la magnífica sensación transmitida por los pilotos sobre el funcionamiento del Peugeot 309, y de la inutilidad de llevar al límite al vehículo dada la diferencia de potencia entre el Ford francés y el Peugeot de casi el doble de potencia.

 

Con este buen comienzo de rally y con la llegada de la lluvia se fueron a descansar los equipos, y con todas las incertidumbres posibles sobre la posibilidad de que el sábado lloviese.

 

La primera sorpresa del sábado no fue la lluvia, sino el ver a los mecánicos del equipo francés retirando el vehículo del parque cerrado significando el abandono del equipo.

 

Una indisposición del piloto francés y un tobillo hinchado causando un fuerte dolor que le impedía pilotar habían sido la causa del abandono, y dejaban la carrera totalmente abierta.

 

En esta situación y con un cielo encapotado llegaron los equipos al parque de asistencia situado en la ciudad de Plasencia. Ante esta circunstancia el equipo FMC-UCAV decidió salir con ruedas de seco, y llevando dos ruedas de agua en el coche por si fuesen necesarios.

 

El primer tramo Puerto de Honduras estaba seco, pero en el momento de la salida comenzó a llover. Los pilotos afrontaron un tramo en condiciones de riesgo, pues todos habían calcado la decisión del FMC-UCAV, y en esta ocasión el 309 marcaba el mejor tiempo llegando al Piornal con lluvia intensa y debiendo cambiar los propios pilotos los neumáticos. En el caso del 309, los pertenecientes del tren delantero, y consiguiendo en un tramo completamente mojado un nuevo mejor tiempo y llevando su ventaja al final de la primera etapa al minuto de diferencia con un gran pilotaje de Muniente y Rozada.

 

En este cambiante escenario se desarrolló la carrera durante el resto de la carrera, con un progresivo secado de las carreteras con la tímida salida del sol. Ante esta situación, el equipo FMC-UCAV decidió actuar de un modo más conservador. Solicitó al equipo no forzar más la marcha y bajar un poco el ritmo táctica que los pilotos llevaron a la práctica de un modo magistral y cedieron la iniciativa al rápido equipo extremeño Montes y Collado que con un rapidísmo Peugeot 106 rally realizó varios mejores tiempos con el 309 siempre cerca, y devolviendo en ocasiones los mejores tiempos de tal manera que al final de la prueba la diferencia seguía siendo de un minuto.

 

Finalmente y tras un último susto con el cable del embrague el equipo FMC-UCAV Racing Engineering gracias a Muniente y Rozada, y al enorme trabajo realizado por los alumnos y profesores en las asistencias con continuos cambios de suspensiones y neumáticos, y una estrategia muy meditada y perfectamente gestionada por los pilotos, conseguía una perseguida victoria superando la enorme presión acumulada como consecuencia de los problemas técnicos sufridos en la primera parte de la temporada.

 

En Regularidad Sport los hermanos Carbonell siguen mejorando su comportamiento en carrera llegando a posicionarse en segunda posición inquietando al futuro vencedor Gorroño. Un calentamiento de su sistema de navegación le hizo perder un tiempo precioso que aunque resolvieron e intentaron recuperar no les fue posible. Por su parte, Santiago Sáchez y Pedro López tuvieron una carrera irregular siguiendo con su adaptación al nuevo motor del 309.

 

Gran rally en global del equipo que ya está pensando en la próxima cita a celebrar en A Coruña en tres semanas. El FMC-UCAV ha contado nuevamente con el apoyo de las grandes marcas del mundo del automóvil y la competición BOSCH, MOTUL, y HANKOOK.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: