Una profesora de la UCAV, la primera de una universidad española en entrar en el Nuevo Círculo Joseph Ratzinger

Sara Gallardo González acaba de ingresar en la institución.

El Nuevo círculo de Discípulos Joseph Ratzinger / Benedicto XVI (NCD) acaba de aceptar a dos nuevos miembros, entre los que se encuentra la profesora de la Universidad Católica de Ávila (UCAV)Sara Gallardo González. 

 

Desde la época de profesor, Joseph Ratzinger ha mantenido regularmente contacto con sus estudiantes de doctorado, que no han dejado de tener un encuentro anual con él incluso tras su elección como papa. Este círculo incluye personas muy conocidas como el Card. Schönborn, arzobispo de Viena, o profesores e investigadores de alto nivel internacional.

 

El interés creciente por su obra junto al deseo de que se siga profundizando en ella ha dado lugar a la creación de un Nuevo círculo de discípulos de Joseph Ratzinger / Benedicto XVI, formado por jóvenes investigadores en teología, filosofía y otras ramas afines, que sin ser discípulos directos, desean profundizar y difundir su rica obra teológica. En la actualidad lo dirigen el Dr. Christoph Ohly y Dr. Sven Conrad.

 

El NCD es una asociación internacional que cuenta con 31 miembros provenientes de Alemania, Austria, Italia, Irlanda, Suiza, Francia, Estados Unidos, Chile, Nigeria y España. Junto a un sacerdote de Toledo y una profesora española que trabaja en la universidad Santo Tomás de Chile, Sara Gallardo es la primera profesora de una universidad española en ingresar en el NCD. En el encuentro anual ha expuesto ante los demás miembros del círculo el proyecto que pretende llevar a cabo y por el que ha sido aceptada, que lleva por título “Antropología de la diferencia sexual”.

 

Encuentro anual

 

En el encuentro anual, celebrado del 31 de mayo al 2 de junio, la exégesis y la teología en los libros sobre Jesús de Nazaret de Benedicto XVI fueron el tema elegido por el Nuevo círculo de discípulos en la abadía de Heiligenkreuz (Austria). El Dr. Ludger Schwienhorst-Schönberger de la Universidad de Viena, reconocido experto en exégesis católica, llamó la atención sobre la cuestión acerca de qué condiciones deben darse para entender la Sagrada Escritura. Cuando se considera que todo se reduce al método, entonces la teología corre el peligro de perder su dimensión espiritual, y las personas no encuentran así en la teología un camino de experiencia de Dios. Ese vacío se intenta llenar con otras cosas como el yoga, la meditación zen, etc. Por eso conscientemente Joseph Ratzinger / Benedicto XVI ha planteado sus libros de tal forma que a través del conocimiento de Jesús cada uno pueda entrar en contacto personalmente con Él.

 

La exégesis tiene necesidad de una dimensión espiritual: La Escritura ha nacido de un contacto místico de los hagiógrafos con Dios, por eso sólo puede ser entendida correctamente desde un plano que, en último término, ha de ser denominado «místico».” (J. Ratzinger) El Concilio Vaticano II (Dei Verbum) ha mostrado que el método histórico-crítico debe insertarse en el modo de leer la escritura de la tradición de la Iglesia, que habla de acontecimientos en los que Dios actúa, y que los textos dan a conocer, dándose una gran riqueza de sentidos en ellos que la regla de la fe de la Iglesia y el contacto personal con el Señor permiten descubrir y discernir.

Comentarios

Suena a secta 11/06/2019 18:49 #3
Club de fan del papa emérito. Suena a secta dentro de la secta.
Zoquete 11/06/2019 18:45 #2
Lo que carece absolutamente de valor para el total de la población son la opiniones desatinadas expuestas en estos foros, tales como la de Sotanalandia o la mía.
Sotanalandia 11/06/2019 16:45 #1
Esto para el noventa y tantos por cien de la población, tiene valor de menos de cero absoluto.

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: