Toyota GT86: se renueva para ganar en calidad y diversión

La marca japonesa presenta una nueva evolución de su deportivo compacto, el GT86. Para ponerse al día, incorpora mejoras en su diseño exterior, habitáculo, chasis y equipamiento. Ya está a la venta desde 32.990 euros.


 

El Toyota GT86 es un pequeño deportivo de culto que, muy posiblemente y con el paso de los años, se convierta en un clásico interesante e, incluso, cotizado. Para hacerlo más atractivo, Toyota lo ha mejorado para que sea un coche más atractivo, con mayor calidad interior y más divertido de conducir.

 

En su exterior los cambios han sido muy sutiles, pues tan solo se centran en la introducción de unos nuevos faros y pilotos LED, un capó más bajo y un paragolpes delantero revisado. Ya en la parte trasera, lo más llamativo es el un nuevo alerón, de mayor tamaño y fabricado en aluminio ultraligero. Todos estos cambios no solo son estéticos, sino que también suponen una gran aportación para que la aerodinámica salga ganando.

 

Su interior presenta nuevos acabados y materiales de mayor calidad percibida. Además, el volante, también de nueva factura, se ha visto reducido en su diámetro para mejorar aún más su manejo. También hay nuevos mandos y botones en las puertas y para gestionar el climatizador, y una nueva pantalla a color multi-información TFT de 4,2” ubicada en el cuadro de instrumentos.

 

Los ingenieros de Toyota también han realizado minuciosos ajustes en la suspensión y la amortiguación para lograr una mayor estabilidad y mejorar el confort de marcha, además de implantar diversas medidas con el objetivo de aumentar la rigidez de la carrocería y mejorar la aerodinámica.

 

Pero además de ofrecer un chasis revisado, el GT86 ofrece ahora un nuevo modo de conducción denominado Track (circuito). Cuando se activa, este rebaja al mínimo la intervención del control de estabilidad y el de tracción, por lo que otorga mayor libertad de movimientos cuando se practica una conducción más deportiva en circuito cerrado.

 

El motor no plantea novedades y mantiene sus 200 CV de potencia. Tampoco hay mejoras en las cajas de cambio, por lo que se mantienen el cambio manual y la transmisión automática, en ambos casos de seis velocidades.

 

Por último, si hablamos de equipamiento, hay novedades interesantes como el Asistente de Arranque en Pendiente (HAC), las luces de aviso de frenada de emergencia (warning) y la última versión de Toyota Touch 2.

Noticias relacionadas