Soltada en el Esla la nutria enferma localizada en Villafáfila

Medio Ambiente libera en el río Esla una nutria recuperada en el Centro de Villaralbo (Zamora), que fue encontrada en las lagunas de Villafáfila el día 5 de marzo y que ya se ha recuperado.

El personal del Servicio Territorial de Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León en Zamora ha procedido este viernes a la puesta en libertad de una nutria en el río Esla que fue recuperada previamente en el Centro de Recepción de Animales Silvestres (CRAS) de Villaralbo. La nutria, que presentaba un estado de gran debilidad, fue localizada en la Reserva Natural de las Lagunas de Villafáfila el pasado 5 de marzo.

 

Según han explicado fuentes de la Delegación de la Junta en Zamora, en un primero momento llevaron a la nutria a la Casa del Parque de Villafáfila, desde donde, tras una primera evaluación de su estado, fue trasladada a las instalaciones que la Junta de Castilla y León tiene en Villaralbo. Los servicios veterinarios del CRAS han atendido al animal, y han logrado su total recuperación en pocos días.

 

En Castilla y León, al igual que en gran parte de España, la evolución de las poblaciones de nutria es muy positiva. Durante los últimos 20 años ha recolonizado gran parte de los antiguos territorios en los que había desaparecido, estando presente en la mayor parte de los ríos de Zamora y Castilla y León, con mayor abundancia en la zona norte de la cuenca del río Duero.

 

La nutria es considerada como un indicador biológico, que con su presencia refleja la buena conservación del hábitat y la calidad de las aguas. Se trata de una especie autóctona de la Península Ibérica. Su peso en España supera los cinco kilogramos en los machos y los 4 kilogramos en las hembras y mide alrededor de un metro (con cola), algo más en los machos. A día de hoy es posible observar nutrias incluso en algunos tramos urbanos de ciudades como Zamora y en el resto de la mayoría de las capitales de Castilla y León.