Siguen las colas eternas y los estantes vacíos de los supermercados desde primera hora de la mañana

Estante vacío de papel higiénico en un supermercado de la capital. (Foto: Edgar Palomo)

La crisis del coronavirus deja estampas inusuales en la capital abulense

La crisis del coronavirus sigue dejando estampas inusuales en la capital abulense. El miedo al aislamiento de los abulenses en sus domicilios particulares ha hecho que durante toda esta semana muchas personas hayan ido a hacer la compra no solo de la semana, sino también del mes.

 

Durante esta jornada de sábado se han vuelto a formar amplias colas para poder entrar a los supermercados de Ávila, con el fin de abastecer a las despensas de los hogares, sobre todo con productos de primera necesidad. Leche, fruta, papel higiénico, carnes y pescados han sido los alimentos más demandados por los ciudadanos para pasar de la mejor manera posible esta crisis sanitaria que está salpicando a todo el país.

 

En muchas grandes marcas de alimentación desde primera hora de la mañana se agotan todos estos productos, aunque vuelvan a reponerse. Las farmacias abulenses también nos han dejado imágenes para la historia, ya que todo aquel que quiera un producto debe esperar a la cola formada en el exterior del establecimiento. Una situación que se repite también  en algunas pequeñas tiendas de alimentación situadas en los barrios de la capital.

 

El Gobierno central y las autoridades sanitarias han recomendado a toda la población española que en la medida de lo posible no salgan de sus casas por el temor a que puedan surgir nuevos casos de contagio del coronavirus en los próximos días, por lo que toda precaución es poca.

 

Además, ya se han lanzado también varias campañas en las Redes Sociales bajo el hashtag #yomequedoencasa para recordar a la gente que esta crisis no es ningún juego, ni unas vacaciones como se han tomado muchos marchándose a sus segundas residencias, fuera de sus hogares habituales como ya está pasando en muchos pueblos de nuestra provincia.