Si no llueve, la capital solo tiene asegurado el suministro de agua hasta la primera semana de noviembre

Embalse de Serones. (Foto: Archivo).

Las reservas de los embalses que abastecen a la ciudad se encuentran al 29'8 % de su capacidad total.

El agua continúa siendo el gran quebradero de cabeza tanto de los vecinos de la capital amurallada como de los responsables políticos del Ayuntamiento de Ávila, una sequía que, si no llueve en las próximas fechas, empezará a tener las primeras consecuencias sobre la población.

 

A fecha de 9 de septiembre, las reservas de los embalses que abastecen de agua a la ciudad se encuentran al 29'8 % de su capacidad total, estado Becerril al 5'9%Serones, al 26'2%; y Fuentes Claras, al 87'10%.

 

Con las reservas actuales, y en caso de no registrase precipitaciones ni incidencias de calidad en el agua, el suministro solo "estará garantizado hasta la primera semana de noviembre", tal y como ha informado José Ramón Budiño, portavoz municipal del Equipo de Gobierno en el Ayuntamiento de Ávila, en la mañana de este jueves.

 

Por ello, desde el Consistorio abulense se sigue haciendo hincapié en realizar un "consumo responsable" del agua a través de diferentes campañas informativas y de concienciación, como la puesta esta semana con visitas a las estaciones potabilizadora y depuradora.

Noticias relacionadas