Salamanca cuenta ya con 7 profesores honoríficos reconocidos por la Junta

La Junta reconoce el potencial humano y profesional de los docentes jubilados, que participan en actuaciones relacionadas con la formación del profesorado.

El director provincial de Educación, Ángel Morín, ha recibido a los dos nuevos profesores honoríficos colaboradores y a los cinco que ya desempeñan su función en la provincia de Salamanca. La Junta reconoce el potencial humano y profesional de los docentes jubilados, que participan en actuaciones relacionadas con la formación del profesorado.

 

La provincia de Salamanca contará con siete profesores honoríficos que desarrollarán su actividad en los centros educativos y en los centros de formación del profesorado. El director provincial de Educación, Ángel Morín, ha recibido a los dos docentes que se incorporan junto a los cinco que ya desempeñaban esta función en cursos pasados.

 

Se trata de Trinidad Sánchez Muñoz y Constatino Blanco Rubio, nuevos este curso, y Alejandro del Mazo Vivar, Jesús Luengo Rodríguez, Miguel Polo Mateos, Alfonso Díez Prieto y Antonio Castaño Moreno, que ya desempeñaban su función.

 

La Consejería de Educación considera primordial la formación permanente del profesorado para llevar a cabo la actualización y el desarrollo de las competencias profesionales de los docentes en el desarrollo de su función. Asimismo, la Junta de Castilla y León continúa apostando por un modelo de formación basado en la colaboración, donde el profesorado pueda compartir experiencias y conocimientos, que redunden en beneficio de la calidad del sistema educativo.

 

En ese sentido, la Administración educativa autonómica, a través de la Dirección General de Innovación y Formación del Profesorado, vuelve a contar con aquellos docentes jubilados que tienen una larga y demostrada trayectoria profesional y que voluntariamente desean seguir contribuyendo al sistema educativo a través de su participación en actuaciones relacionadas con la formación del profesorado, aportando una mejora cualitativa del modelo de formación permanente.

 

De esta forma, al inicio del curso 2017-2018, la Consejería de Educación diseñó la Orden que regula la figura del profesor honorífico colaborador y el procedimiento para su nombramiento en el ámbito del sistema educativo no universitario de Castilla y León. Así, en abril de este año se realizó la tercera convocatoria, a la que se acogieron 24 profesores más en toda Castilla y León, que fueron nombrados como profesores honoríficos colaboradores para el curso 2019-2020 en el Boletín Oficial de Castilla y León.

 

El nombramiento como profesor honorífico colaborador tiene una vigencia de un curso escolar y, previa solicitud del interesado, se puede prorrogar por el mismo período, por un máximo de tres veces. De esta forma, si se tienen en cuenta las renovaciones y los nuevos nombramientos, las aulas de la Comunidad contarán con un total de 47 profesores honoríficos en este periodo lectivo.

 

Además, la convocatoria establece dos vías de colaboración. En el caso de ser abierta, los docentes asesoran, apoyan a forman a los profesores en activo como expertos en innovación e investigación educativa, inclusión educativa y cambio metodológico, desarrollo de la competencia digital e integración didáctica de las TIC, promoción de los procesos de internacionalización y desarrollo de la competencia lingüística y didáctica en lenguas extranjeras, fomento de la convivencia y valores de una vida saludable, desarrollo científico en las diferentes áreas curriculares. Para este curso, se han acogido a esta modalidad 22 docentes.

 

Por otro lado, si la colaboración es concreta, los docentes honoríficos llevarán a cabo un proyecto elaborado por ellos, para su realización en un centro docente específico. En este caso, son 25 los profesores jubilados que desarrollarán su propia iniciativa. En este curso, todas las provincias contarán con profesores honoríficos.

 

Valoración del programa

 

Tras dos cursos en funcionamiento, la valoración global que hacen los tres agentes intervinientes en esta iniciativa -profesores honoríficos, red de formación y centros y docentes destinatarios de la colaboración- es muy satisfactoria. De hecho, el 78 % de los profesores honoríficos colaboradores y de los centros docentes donde han colaborado lo califican de excelente o muy buena.

 

Además, el 69 % de la red de formación que lo ha implantado y apoyado lo valoran de forma excelente o muy buena y no han hecho llegar a la Consejería de Educación valoraciones negativas en ningún ámbito.

 

Para difundir y compartir los contenidos y objetivos de las sesiones y proyectos se ha creado una red de profesores honoríficos que disponen de un espacio colaborativo y de las herramientas ofimáticas necesarias para el buen desarrollo del programa. Asimismo, la Consejería de Educación tiene previsto potenciar una nueva vía como es la del ‘profesor mentor’ al servicio de los profesores en su primer curso de docencia.

 

Requisitos

 

Pueden participar en esta iniciativa los docentes que se hayan jubilado como funcionarios de carrera, que hayan prestado servicios en centros docentes públicos no universitarios de Castilla y León y no hayan cumplido la edad de 70 años antes de la finalización del plazo de presentación de solicitudes.

 

Asimismo, aquellos que hayan pertenecido a los cuerpos docentes no universitarios durante un periodo mínimo de 25 años -en este cómputo se incluye el tiempo que haya permanecido con licencia, salvo por asuntos propios; en excedencia, salvo por interés particular; y el tiempo que haya estado en situación de interinidad-. Finalmente, deben haber ejercido su actividad laboral como maestros, catedráticos y profesores de Enseñanza Secundaria, profesores técnicos de Formación Profesional, catedráticos y profesores de Escuelas Oficiales de Idiomas, catedráticos y profesores de Música y Artes Escénicas, catedráticos de Artes Plásticas y Diseño, profesores de Artes Plásticas y Diseño y maestros de Taller de Artes Plásticas y Diseño; o que hayan destacado a lo largo de su vida profesional por algún reconocimiento docente, de innovación, investigación, formación permanente y/o gestión.

 

La actividad docente del profesor honorífico colaborador tiene carácter excepcional, y solo podrá realizarla acompañado de un profesor titular; no obstante, puede colaborar en tareas preparatorias y/o complementarias a aquella actividad docente, siempre que se corresponda con el desarrollo de actuaciones de formación permanente en el propio centro o aula.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: