Rubén Plaza gana en Ávila y se impone en la XXXIII Vuelta a Castilla y León

Podio final de la clasificación General de la XXXIII Vuelta a Castilla y León. (Foto: Carlos Jiménez).
Ver album

El corredor alicantino del Israel Cycling llegó a la línea de meta en solitario tras una escapada de más de 100 kilómetros.

Como todo hacía indicar, la trigésimo tercera edición de la Vuelta a Castilla y León se ha decidido en Ávila, donde Rubén Plaza (Israel Cycling) se ha impuesto en la tercera y última etapa de la ronda castellano y leonesa tras llegar en solitario a la meta situada en la plaza de Santa Teresa.

 

Además, el corredor alicantino se ha impuesto en la General, sumando de esta manera su segundo triunfo en la clasificación individual final de la Vuelta Castilla y León tras haberse proclamado también campeón en la edición de 2013

 

El burgalés Carlos Barbero (Movistar) no ha podido mantener el maillot multicolor con el que tomaba la salida este domingo en Segovia, siendo finalmente segundo en la clasificación final a 35 segundos del vencedor, mientras que Eduard Prades (Euskadi Basque Country-Murias), que ha cedido 42 segundos con el líder, ha completado el podio situado junto a la Muralla.

 

La tercera y última etapa, que ha unido las capitales de Segovia y Ávila con un recorrido de 165'3 kilómetros, estuvo marcado por una fuga de más de 100 kilómetros en la que Rubén Plaza demostró ser el más fuerte, llegando en solitario a la meta con un tiempo de 4:01:34, con 10 y 16 segundos sobre Eduard Prades y Casrlos Barrero, respectivamente.

 

Representación abulense

 

En cuanto a los corredores abulenses, Diego Rubio (Burgos BH) ha logrado una quinta posición en la General a cincuenta y cinco segundos del líder, un tiempo que ratifica la buena marcha del corredor e invita al optimismo de cara a próximas carreras. Por su parte, Paco Mancebo (Inteja Dominican) ha finalizado en el puesto 42 con una deventaja de tres minutos y cincuenta y ocho segundos con el vencedor final.

 

Ya en línea de meta, el corredor alicantino ha declarado que "no había nada que perder, tenía buenas piernas y había que probarlo", mostrando su satisfacción por su doble triunfo (etapa y General) en la ronda castellano y leonesa, una prueba que ha corrido con el objetivo de llegar en las mejores condiciones al Giro de Italia, donde pelará por "entrar en fugas y conseguir la victoria en alguna etapa".

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: