Qué hacer ante intoxicaciones, picaduras o heridas en los niños

Heridas por caídas

Tan importante es la prevención de las lesiones no intencionadas en niños como el saber actuar en el caso de los accidentes más frecuentes de una manera tranquila pero efectiva.

Con el objetivo de ayudar a los padres a afrontar adecuadamante estos problemas, el departamento de Pediatría del Hospital Universitario Quirónsalud Madrid y el servicio de Urgencias han elaborado una guía con los primeros auxilios que son necesarios si se produce una lesión:

 

1. Intoxicaciones. Es importante llamar al teléfono del Instituto Nacional de Toxicología e informar sobre la edad, peso, tipo de producto y cantidad ingerida, así como el tiempo que ha transcurrido desde la ingesta. Además, no hay que darles leche, ni de comer o beber ni, tampoco, provocar el vómito.

 

2. Picadura insecto. En general, suelen ocasionar problemas leves y localizados, aunque pueden ser muy molestos. Si el insecto ha dejado el aguijón, éste se debe extraer con un movimiento como el de un arañazo y nunca se debe tirar de él porque se puede vaciar su veneno.

 

En estos casos, los expertos han recomendado lavar la zona con agua y jabón, aplicar compresas frías y lociones calmantes y retirar anillos, relojes o prendas restrictivas en la zona de la lesión. "Las garrapatas se adhieren firmemente a la piel y comienzan a chupar sangre, pudiendo transmitir enfermedades, por lo que es importante extraerla cuanto antes. Acude a un centro sanitario para retirarla, no lo intentes en casa, ya que es imprescindible que no quede ningún resto de esta en el cuerpo", han señalado.

 

3. Mordedura animal. En estos casos, es necesario lavar la zona y presionar en el caso en el que esté sangrando, aplicar povidona yodada o clorhexidina, cubrir la zona con gasa o apósito estéril y acudir a un centro sanitario ya que todas las mordeduras deben ser valoradas por un sanitario.

 

4. Quemaduras. Cuando un niño se quema, es importante que se lave con abundante agua, se deje un paño húmero para cubrir la quemadura hasta que sea valorada por un sanitario, se administre algún analgésico y nunca aplicar pomadas antibióticas, pasta de dientes, mantequilla o cualquier remedio casero en la quemadura. Además, los expertos han aconsejado no abrir ni pinchar las ampollas.

 

5. Quemaduras solares. Se debe refrescar la zona con agua o paños fríos y aplicar hidratación en la zona. En este sentido, los especialistas han recordado que para evitarlas es importante evitar la exposición social entre las 12.00 horas y las 16.00 horas, aplicar crema de alta protección 30 minutos antes de la exposición solar y utilizar gorras y sombreros.

 

6. Heridas. En cuanto a las heridas, los pediatras han recomendado presionarlas para detener el sangrado, si bien nunca se debe hacer un torniquete. Asimismo, resulta eficaz limpiar la herida con agua corriente y fresca para que arrastre los cuerpos extraños, secar la piel sin tocar la herida, aplicar povidona yodada o clorexhidina, cubrir con apósito o gasa estéril, y acudir a un centro médico en el caso en el que el sangrado no ceda a la presión.