Padres del Bosco de Arévalo prebenjamín intentan agredir a un árbitro

En el partido ante el Colegios Diocesanos que decidía la liga provincial de esta categoría.

Nuevo episodio de violencia en el fútbol base abulense. Los padres de varios jugadores del Bosco de Arévalo prebenjamín han intentado agredir al árbitro y al técnico del equipo rival, quien intentó mediar en el conflicto, tras finalizar el encuentro ante el Colegios Diocesanos disputado en la capital amurallada.

 

La polémica se desató tras anotar un gol el conjunto estudiantil en el último minuto del partido, gracias al cual se quedaba con los tres puntos en juego con un marcador de 3-2 y se alzaban además con el título de la liga provincial de esta categoría en la penúltima jornada del campeonato doméstico.

 

En el lugar de los hechos se personaron varios agentes de la Policía Nacional, quienes tomaron declaración a los violentos progenitores ante la presencia de niños de tan sólo siete años, que asistieron en primera persona a un espectáculo lamentable y vergonzoso. El colegiado reflejó todo lo sucedido en el acta.