Objetivo: controlar el avance de la avispa asiática
Cyl dots mini

Objetivo: controlar el avance de la avispa asiática

El responsable del parqued e bomberos de Ávila, Alberto Pato, junto a integrantes del cuerpo de bomberos. (Foto: Edgar Palomo)

El servicio de extinción de incendios de Ávila ha organizado unas jornadas de manejo y recogida de enjambres y nidos de avispa asiática, un insecto que se encuentra muy próximo a la provincia abulense

El servicio de extinción de incendios de Ávila ha organizado unas jornadas de manejo y recogida de enjambres y nidos de avispa asiática, con el objetivo de tener bajo control a esta especie ante la inminente llegada de esta clase de insecto a la provincia de Ávila. En la actualidad se han localizado enjambres de avispa asiática en provincias de Cáceres, Valladolid, y Salamanca, todas limítrofes, por lo que desde el Cuerpo de Bomberos de Ávila se quiere trabajar y ensayar unos protocolos de actuación para neutralizar su avance.

 

Según datos del propio Cuerpo de Bomberos, tan solo el año pasado se registraron un total de 115 llamadas para recogida de enjambres de avispas y abejas en la provincia de Ávila, pero ninguna de avispa asiática. Se calcula que cada nido tiene hasta 2.000 ejemplares y puede crear hasta 15000 larvas, con 500 reinas en cada nido, por lo que fácilmente se puede multiplicar su presencia.

 

Un insecto poco común en España, que ha hecho su entrada por el norte peninsular desde tierras francesas hace seis años y cuya picadura ha sido mortal en diversas poblaciones gallegas, aunque siempre debido a reacciones alérgicas de la persona ante los picotazos. Como reconoce el propio responsable del parque de bomberos de Ávila, Alberto Pato, “la avispa asiática es de mayor tamaño que la autóctona, ataca si se siente dañada y puede ser peligrosa si ataca de forma simultánea, aunque no produce la muerte”.

 

 “El problema de la picadura de la avispa asiática es que la concentración de su veneno es superior al de la avispa autóctona al ser de mayor tamaño, pero solo hay riesgo de muerte si se es alérgico, por lo que no hay que alarmar a la población”, ha asegurado.

 

 Más de 100 personas procedentes de diversos parques de bomberos de España se encuentran inscritas en unas jornadas que se van a estructurar en tres días, donde se formarán a través de  clases teóricas y también prácticas. Cuyo momento cumbre será el próximo jueves, en el parque del Soto, mediante un trabajo de simulación de enjambres y demostración con drones del tratamiento de los distintos nidos.

 

Debemos controlar los nidos nuevos si queremos detener su avance, por lo que cuando se detecte uno se va a trabajar en su eliminación con actuación en horas nocturnas”. Lo que nos interesa es trabajar para evitar los riesgos en la población”, ha manifestado

 

Por último desde la institución se quiere hacer un llamamiento a la población en caso de avistar un enjambre de avispas o de abejas. En ese caso el ciudadano debe llamar cuanto antes al servicio 112, donde los agentes de emergencias se encargarán de  evaluar los posibles riesgos y la forma de proceder y actuar.