Los vecinos de Peguerinos instalan un desfibrilador para cardioproteger el pueblo

Consultorio médico de Peguerinos.

También tiene como objetivo favorecer el turismo en esta localidad de la provincia de Ávila.

La Asociación de Turismo de Peguerinos, un pequeño pueblo de Ávila, situado a casi 1.400 de altitud en la Sierra de Guadarrama, ha cardioprotegido el municipio instalando un desfibrilador tipo DESA (Desfibrilador Externo Semi Automático) para proteger la salud de sus vecinos y como valor añadido al turismo de la zona.

 

Con esta iniciativa, en la que se ha implicado gran parte de los vecinos y visitantes habituales del municipio, la Asociación quiere ofrecer una seguridad añadida a los miles de visitantes que se acercan cada año a este pueblo para disfrutar de su gastronomía, de su pasaje y de sus espacios naturales.

 

Peguerinos cuenta con 272 vecinos censados pero son muchas más las personas que a diario vistan este pueblo en el que existen más de 1.200 viviendas, la mayoría de segunda residencia. Además, el municipio tiene dos cámpines, un campamento, albergues y varias casas rurales. Se calcula que, en la temporada alta, cada fin de semana, visitan el pueblo más de 2.000 personas.

 

Según Juan Fernando Casado Tormo, de la Asociación Turismo de Peguerinos, disponer de un desfibrilador y de personal formado en su utilización y en técnicas de Soporte Vital Avanzado (SVA) y Resucitación Cardio Pulmonar (RCP), “va a aportar a nuestros visitantes una seguridad añadida muy importante, ya que Peguerinos se encuentra fuera de las grandes vías de comunicación. Nos va a permitir actuar de manera eficiente en caso de que se produzca un accidente cardiaco en el pueblo”.

 

Consultorio médico

 

El equipo DESA se ha instalado en la sala de espera del consultorio médico por su fácil localización y acceso, y se formarán a 8 personas. Para la Asociación es muy importante contar con este equipo “debido a nuestra ubicación, disponer de medios propios en una emergencia nos puede ayudar a salvar vidas. Además, su uso es sencillo y la persona que lo aplica no asume ningún riesgo personal”, añade Juan Fernando.

 

“La iniciativa de Peguerinos es especialmente significativa – comenta Nuño Azcona, CEO de B+Safe- ya que refleja la sensibilidad de unos pequeños empresarios que han entendido que la cardioprotección no sólo es buena para las personas, sino que también lo es para los negocios”.