Los trabajadores denuncian que An Scoop quiere desmantelar la plantilla de Ávila

Representantes sindicales de An Scoop / Foto: Rodrigo San Pedro

Los delegados de personal de todos los sindicatos representados en la empresa An Scoop, el antiguo matadero de pollos Avilaves, han denunciado “el desmantelamiento de la plantilla fija a favor de las subcontratas”.

Las negociaciones entre los directivos de la empresa An Scoop y los sindicatos están rotas tras la propuesta unilateral por parte de la compañía de trasladar 9 trabajadores a la planta de Tudela (Navarra) y de cambiar la actividad a otros 8 empleados.

La cooperativa agraria del grupo AN está realizando un cambio de producción en su planta de Ávila, pasando de trabajar con pollos a hacerlo con pavos, esto supone la realización de obras para adaptar el matadero y externalizar parte de la producción. El principal problema, según los sindicatos, es que el área de sacrificio pasará de depender de los trabajadores fijos a hacerlo de subcontratas y trabajadores autónomos dependientes.

Actualmente la plantilla está compuesta por 80 trabajadores directos y 120 dependientes de subcontratas (70 de Multilogic y 50 de Aviagro). Siempre según los sindicatos, los empleados de las subcontratas tienen peores condiciones laborales que los contratados directos y con este cambio en la planificación interna, incluida la pérdida de 9 compañeros por el citado traslado a Navarra, las condiciones de todos los trabajadores disminuirá.

Además los sindicatos denuncian que el número de salidas no ha sido aleatorio, según las leyes vigentes en una empresa con ese volumen de empleados, si el cambio geográfico hubiera afectado a 10 trabajadores se tendría que haber negociado un ERE, siendo 9 la empresa lo ha realizado con negociaciones individuales. El principal temor de los sindicatos es que después de tres meses -tal y como marca la ley- se puedan producir más traslados.

Esta empresa histórica de Ávila ya sufrió en 2016 un ERTE que, según los representantes sindicales disminuyó las condiciones laborales de los trabajadores, en el primer trimestre de este 2017 se propuso ampliar la flexibilidad laboral de los empleados con una variable (a la alta o a la baja) de 50 horas, desde CCOO han denunciado que “lo que realmente quiere la empresa son trabajadores a la carta”.

Los representantes sindicales han trasladado su preocupación al delegado territorial de la Junta en Ávila, Jose Francisco Hernandez Herrero, y han solicitado un encuentro con la subdelegada del Gobierno, Mª Ángeles Ortega.

Recordamos que esta empresa es la tercera en importancia en número de trabajadores en la ciudad de Ávila, solamente por detrás de Nissan y Elgorriaga.

Por todos estos motivos los sindicatos se concentrarán a las puertas de la delegación territorial de la Junta el próximo martes 17 desde las 9:00 a 11:00 de la mañana.