Los sindicatos advierten al Gobierno que "se la está jugando" con la subida del salario mínimo
Cyl dots mini

Los sindicatos advierten al Gobierno que "se la está jugando" con la subida del salario mínimo

La limpiadora Amalia Caballero, ejerciendo su profesión durante la pandemia del Covid

UGT pide una subida del 5% para alcanzar los mil euros de SMI en 2021.

El secretario general de UGT, Pepe Álvarez, cree que no tiene "ni pies ni cabeza" que no haya una subida del salario mínimo interprofesional (SMI) y pide incrementarlo un poco más del 5% para alcanzar los 1.000 euros de salario mínimo. Así lo ha señalado en declaraciones a Espejo Público recogidas por Europa Press, donde, no obstante, ha afirmado que van a la reunión de hoy con la intención de negociar.

 

El Gobierno se reunirá este martes con los representantes de los empresarios y de los trabajadores para abordar la subida del salario mínimo interprofesional para el próximo ejercicio. La ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz, ya ha dejado clara su intención de subir el salario mínimo el próximo año, mientras que los sindicatos piden que llegue a los 1.000 euros (actualmente está en 950 euros) y la CEOE cree que no es momento de abordar este asunto, sino de hacer frente a las consecuencias de la pandemia.

 

Para Álvarez, el Gobierno tiene que ser consciente de que "se la está jugando". "No entenderíamos de ninguna de las maneras que no se suba el SMI. No hay ninguna razón objetiva. ¿Qué pasa, que en Portugal, que ha subido el SMI un 4,7%, no ha habido pandemia? ¿Cuál es la razón para que no suba en España?", ha cuestionado.

 

Asimismo, ha dejado claro que el incremento del SMI va a ayudar a que no se destruya empleo, porque la gente que cobra el salario mínimo es "la gente que todo lo que gana lo va a gastar y va a tirar del consumo". Por otro lado, también ha denunciado que el Gobierno haya hecho unas declaraciones en las que dice que no va a haber reforma laboral si no es con el acuerdo de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), porque "es la mejor manera de que la CEOE no entre ni a negociar".

 

"El Gobierno tiene que ser consciente de la paciencia de los sindicatos y de que hemos tenido responsabilidad y hemos estado trabajando durante esta pandemia dejando de lado alguna de nuestras reivindicaciones históricas", ha apostillado, tras afirmar que los sindicatos van a continuar con su reivindicación de subir el SMI a 1.000 euros en "enero, febrero, marzo o abril".