Los policías locales de Sotillo de la Adrada y Ávila cuentan con nuevos etilómetros

La Dirección General de Tráfico ha hecho entrega a los dos consistorios de dos aparatos que servirán para confirmar o no los positivos por conducción bajo los efectos del alcohol.

El nuevo jefe provincial de tráfico, Santiago Izquierdo, acompañado por el subdelegado del Gobierno, Arturo Barral, han hecho entrega a los policías locales de Ávila y Sotillo de la Adrada de un etilómetro que permita confirmar o no el positivo por alcoholemia. En este sentido, Izquierdo ha recalcado que la seguridad vial es cosa de todos, de ahí la importancia de la colaboración entre todas las administraciones.

 

Por otro lado, el máximo responsable del gobierno en la provincia abulense ha recalcado que la prueba del etilómetro es la segunda que se le realiza a un conductor, después de que en la primera haya dado positivo. Además, Arturo Barral ha destacado que es un aparato muy fácil de transportar y ayudará a mejorar las cifras de siniestralidad  y de seguridad vial en estos dos municipios abulenses. 

 

Asimismo, Cesar Ledo, coordinador provincial de Seguridad Vial, ha reseñado que este aparato viene a sumarse a otros cedidos ya por la DGT como son vehículos, señalética o folletos con los que se pretende concienciar a la población de que alcohol y conducción son incompatibles. 

 

Finalmente, el alcalde de Ávila, José Luis Rivas, ha incidido en que la capital amurallada es una de las primeras de la comunidad en contar con un etilómetro, mientras que el primer edil sotillano, Juan Pablo Martín ha aseverado que la cesión de este aparato servirá para que Sotillo de la Adrada sea un municipio más seguro.