Las 4 Comunidades que piden al Gobierno considerar un confinamiento domiciliario y dos que no lo descartan
Cyl dots mini

Las 4 Comunidades que piden al Gobierno considerar un confinamiento domiciliario y dos que no lo descartan

Un ciudadano aprovecha su minúsculo balcón para leer en la tercera semana de confinamiento por el coronavirus COVID 19. Sevilla a 03 de abril del 2020

Comunidad Valenciana, Aragón y Galicia no son partidarios de aplicar esta medida, aunque Feijóo pide atender demandas de otras CCAA.

Cuatro ejecutivos autonómicos --Andalucía, Murcia, Castilla y León y Asturias-- han pedido al Gobierno central considerar un posible confinamiento domiciliario a pesar de la negativa "por el momento" del Ministerio de Sanidad. Además, en las últimas horas los gobiernos regionales de Castilla-La Mancha y Extremadura se han pronunciado a este respecto asegurando que no descartan esta medida.

El actual estado de alarma que rige en el país hasta el mes de mayo no contempla las herramientas necesarias para aplicar este confinamiento domiciliario, por lo que estas autonomías exigen al Gobierno que considere la posibilidad de modificar este decreto y dar a las Comunidades la facultad de confinar a la población si se da el caso.

El primero en plantearlo fue el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, que consideró que el Gobierno "debería ir pensando" si hay que ir tomando una medida como la del confinamiento total en el conjunto del territorio español.

Sin embargo, la propuesta de Juanma Moreno fue rechazada esa misma tarde en el Consejo Interterritoral de Salud por el ministro de Sanidad, Salvador Illa, que aseguró que, "en estos momentos", el Ejecutivo no contempla ninguna medida adicional de confinamiento domiciliario.

Asimismo, en ese Consejo Interterritorial de Salud, el consejero de Salud de Asturias, Pablo Fernández, también reclamó al Ejecutivo que se otorgue a las comunidades autónomas la capacidad para poder establecer un confinamiento domiciliario si hiciera falta.

No es la primera vez que el Gobierno de Adrián Barbón pide esta medida restrictiva al Ejecutivo de Pedro Sánchez. En la segunda ola del coronavirus, el mandatario socialista reclamó modificar el decreto del estado de alarma para poder confinar a la población ante el incremento de casos, extremo que también fue rechazado por el Ministerio de Sanidad.

A pesar de esta actual negativa del ministro de Sanidad, los Ejecutivos regionales de Castilla y León y de Murcia se han sumado este mismo jueves a la petición de Andalucía y Asturias y han pedido al Gobierno central que estudie la posibilidad de aplicar esta medida para contener el avance de la pandemia.

PODRÍA SER NECESARIO "EN POCOS DÍAS"

En concreto, el vicepresidente de la Junta de Castilla y León, Francisco Igea, ha pedido poner en marcha estas herramientas para decretar un confinamiento domiciliario "breve e intenso", ya que, según ha señalado, podría ser necesario "en pocos días" dada la evolución en el número de contagios.

El vicepresidente de la Junta de Castilla y León ha advertido de la "gravedad" de la situación actual y del incremento rápido de casos, cuya velocidad hace augurar una situación que puede ser "peor" a la vivida en marzo.

Por su parte, el presidente de Murcia, Fernando López Miras, ha reconocido que el confinamiento domiciliario es una opción "necesaria" y que "tiene que estar sobre la mesa" ante el pico de nuevos casos de coronavirus, por lo que ha pedido al Ejecutivo central que ponga esa herramienta al alcance de las comunidades autónomas.

Asimismo, López Miras ha recriminado al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que no convoque a los mandatarios autonómicos desde el mes de octubre, cuando tuvo lugar la última Conferencia de Presidentes para hablar de los fondos europeos.

C-LM CREE QUE HABRÍA QUE DEBATIRLO EN LA CONFERENCIA DE PRESIDENTES

En la jornada de este viernes, el Gobierno de Castilla-La Mancha ha asegurado que el confinamiento domiciliario "no es descartable" pero "hay que intentar evitarlo" para no lacrar la economía.

Eso sí, este confinamiento domiciliario debería ser decidido, en su caso, en el seno del Consejo Interterritorial de Salud; a lo que ha sumado que, seguramente, en el caso de ponerse encima de una mesa esta debería ser la de la Conferencia de Presidentes, según ha señalado la portavoz del Ejecutivo castellanomanchego, Blanca Fernández.

EXTREMADURA NO LO DESCARTA, PERO TAMPOCO LO VE NECESARIO AHORA

En el caso de Extremadura, el vicepresidente segundo y consejero de Sanidad y Servicios Sociales de la Junta de Extremadura, José María Vergeles, ha reconocido que "jamás descartaría el confinamiento si se tiene que llegar a producir", pero que "tampoco" le "parece que en este momento sea necesario".

En su opinión, "todavía no" se han "agotado" las posibilidades de adoptar medidas por parte de las autoridades delegadas en cada comunidad autónoma, que son los presidentes autonómicos asesorados por los expertos en salud pública de cada región.

PUIG Y LAMBÁN DESCARTAN LA POSIBILIDAD

Por el contrario, el presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, se ha alineado con el Ejecutivo central y ha descartado la posibilidad de un confinamiento total en la Comunidad Valenciana alegando que "en estos momentos el estado de alarma no lo permite"

En paralelo, El presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, no se ha mostrado partidario de decretar un confinamiento domiciliario para evitar la propagación de la COVID-19, si bien ha subrayado que se trata de una competencia del Gobierno central.

GALICIA TAMBIÉN LO DESCARTA

En el caso de Galicia, el presidente de la Xunta, Alberto Nuñez Feijóo, considera "razonable" que el decreto del estado de alarma en vigor permita a las comunidades autónomas extender más aún el toque de queda, incluso hasta las 18,00 como lo acaba de hacer Francia, y decretar confinamientos "al menos municipales".

Eso sí, sobre los confinamientos domiciliarios, Feijóo ha defendido que "de momento" la Xunta no lo solicita porque entiende "que no es imprescindible", aunque sí cree que el decreto del estado de alarma debe prever la posibilidad de confinamientos "parciales, municipales o provinciales, en su caso".