La 'solución' de los administradores de fincas de Salamanca para las juntas vecinales: "En casos urgentes se puede votar por escrito"
Cyl dots mini

La 'solución' de los administradores de fincas de Salamanca para las juntas vecinales: "En casos urgentes se puede votar por escrito"

Ángel Hernández, presidente del Colegio de Administradores de Fincas de Salamanca, destaca que la pandemia les ha colocado en una "delicada" situación y pone de manifiesto la "dificultad de entendimiento" a través de las nuevas tecnologías en grandes comunidades. 

Un año de pandemia es un tiempo más que prolongado de espera. La vida de muchas comunidades de vecinos en Salamanca está paralizada por las restricciones sanitarias. Ahora, el Gobierno ha dado luz verde para que se puedan celebrar de manera telemática y ya no es obligatorio convocar juntas de propietarios hasta el día 31 de diciembre de 2021.

 

Explica la dura situación que vienen arrastrado Ángel Hernández Román, presidente del Colegio de Administradores de Fincas de la capital, "como en todos los sectores llevamos años trabajando en un escenario bastante delicado y hemos funcionado como hemos podido en atención a los instrumentos legales que se nos han facilitado o que se han puesto a nuestra disposición, por cierto, más bien escasos". 

 

De hecho, desde el pasado 14 de abril de 2020, desde su Consejo General vienen pidiendo al Gobierno que regule el tema de las comunidades en materia de juntas de propietarios, piscinas... y "no se ha hecho nada" hasta la aprobación del Real Decreto-ley 8/2021, de 4 de mayo, que entrará en vigor el próximo lunes.

 

Pero, ¿qué va a ocurrir a partir de ahora?, pues bien "se suspende la obligación de celebrar juntas, los presupuestos  y cargos quedan prorrogados, en definitiva, lo que ya nosotros veníamos haciendo durante todo este año en el que hemos estado desasistidos y sometidos a normas autonómicas que no siempre eran claras o incluso en ocasiones no hacían referencia a las reuniones de juntas de propietarios". 

 

Ahora cuentan con esta norma y como todas es interpretable, "unos le pueden dar un matiz y otros otro, pero en esencia, lo que viene a decir es que hay que seguir siendo cautos y hay que seguir adoptando medidas para evitar que el virus se propague. Por esa razón se suspende la opción de celebrar juntas pero, por fin, se establecen alternativas". 

 

Uno de los ejemplos de ello es que se puedan llevar a cabo juntas telemáticas. "Tenemos que comprobar que todos los propietarios disponen de los medios. Si somos realistas en muy pocas comunidades todos los propietarios manejan esas tecnologías. Y si son grandes, es difícil realizarlas con garantías de participación para todos los asistentes. Hay que pensar que en condiciones normales cualquier propietario tiene derecho a asistir y hablar y posibilidad de votar tras el debate correspondiente", ahonda. 

 

Es por ello, que Hernández Román deja claro que las juntas telemáticas deberán hacerse de la misma manera, "que todos puedan intervenir y votar". Además, cuentan con la posibilidad de una llamada telefónica múltiple," lógicamente en el momento que la comunidad es grande es imposible", pero si establece una alternativa "más viable" y que ya habían sugerido al Gobierno con anterioridad. "Ante casos urgentes votar por escrito". Para garantizar dicho voto se le exigiría al propietario una fotocopia de su DNI. 

 

Reconoce que el trabajo del administrador no se ve lo suficiente. "Evitamos y resolvemos problemas aunque no siempre depende de nosotros. Muchas veces tenemos que hacer varias gestiones para resolver un único problema pero es lo que nos toca". En condiciones normales, "se podían aclarar dudas, pero durante la pandemia hay muchos vecinos que se han quedado con la duda de que se ha hecho y que no", lamenta, mientras reconoce que "se ha trabajado y mucho". 

 

En este sentido, a la imposibilidad de celebrar juntas de vecinos, se ha unido otra gran problemática, el aumento de la morosidad. "Lo que ocurre en la sociedad se traslada a una comunidad. Habrá muchas personas que no hayan perdido su empleo, pero lo que queda claro es que la crisis económica acaba repercutiendo. Aún seguimos en un cierto limbo, y los indicadores nos dicen que en dos meses nos vamos a encontrar con la realidad, ahí será cuando veamos hasta qué punto es trascendente, tratamos de ser lo más empáticos que podemos con aquellos que peor lo están pasando".

 

Finalmente, el presidente del Colegio de Administradores de Salamanca reconoce que de cara al futuro se podría hacer una utilización de reuniones a través de las nuevas tecnologías, pero "tendrían que ser mixtas. Lo importante es permitir que los temas de debatan, del debate salen las soluciones, a veces acertadas y otras no, se trata de cumplir la voluntad de la mayoría y para formar una opinión lo imprescindible es escuchar, informarse y votar", ha concluido. 

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: