La Plataforma en Defensa del Ferrocarril pide soluciones a la Diputación ante la modificación de la línea Ávila- Madrid

Estación de tren de Ávila. (Foto: archivo)

A partir del 1 de junio los trenes del trayecto Ávila- Madrid de Media Distancia no pararán en la estación de Chamartín, sino en la de Príncipe Pío, lo que causará problemas entre los viajeros diarios hacia la capital

La Unión de Consumidores de Arévalo y la Plataforma en Defensa del Ferrocarril de la Zona de Pinares junto con los Usuarios Reales del Ferrocarril han solicitado al presidente de la Diputación Provincial de Ávila, Carlos García, la constitución urgente de una mesa del ferrocarril de la provincia que aborde los problemas surgidos a los usuarios del trayecto Ávila- Madrid a raíz de la modificación de la línea ferroviaria, debido a obras de mejora en la estación de Madrid- Chamartín.

 

Esta modificación, según el personal de ADIF Y RENFE que ya están informando a los viajeros habituales, entrará en vigor el próximo 1 de junio para todos los trenes de Media Distancia que vayan desde la ciudad amurallada hacia la capital de España, ya que éstos no terminarán su recorrido en la estación de Madrid- Chamartín, como es habitual, sino que lo harán en la estación de Príncipe Pío.

 

Por esta causa, las asociaciones por la defensa del ferrocarril lamentan que estas obras y la modificación del recorrido “van a causar un enorme problema para la mayoría de los viajeros, que van a ver incrementados aún más los tiempos de viaje”. La mayoría de ellos trabajadores diarios que cada día se levantan y cogen el tren para trasladarse a sus puestos de trabajo.

 

Por esta situación, estas organizaciones piden a la Diputación que se aborden a través de una reunión en una mesa de trabajo los problemas que los usuarios puedan padecer, así como según éstas “trasladar a RENFE propuestas  para desarrollar actuaciones que puedan mitigar las consecuencias  de estas medidas, cuyas consecuencias pueden ser nefastas para la mayoría de los viajeros de la provincia”.