La pandemia no frena la fuga de empresas de Castilla y León
Cyl dots mini

La pandemia no frena la fuga de empresas de Castilla y León

Polígono industrial vacío en Zamora durante el estado de alarma. Foto: Ical

Castilla y León pierde 60 empresas durante los tres primeros trimestres y de escaparse 157 millones de euros en facturación por el traslado de sociedades.

Castilla y León ha perdido en los tres primeros trimestre del año 60 empresas por cambio de domicilio. En total 79 sociedades llegaron a la Comunidad durante los primeros nueve meses, periodo en el que se marcharon 139, según el Estudio sobre Cambios de Domicilio publicado por Informa D&B. Este informe confirma que la pandemia no ha frenado esta fuga de empresas, habitual en la comunidad, y en la que Castilla y León no solo pierde sociedades, sino que ve marcharse a empresas que suman mayor facturación que las que llegan.

 

El primer trimestre la Comunidad perdió 29 empresas, 21 en el segundo y 10 entre julio y septiembre. Es decir, que la pandemia y el estado de alarma no frenaron el traslado de empresas para irse a sedes sociales fuera de la comunidad. En los últimos trimestres de 2019 Castilla y León logró detener esa tendencia y que el balance fugas/llegadas fuera positivo, pero a vuelto a negativo. En términos de facturación, estos cambios de sede social han supuesto 36 millones de euros menos en el tercer trimestre para Castilla y León, que se ascienden a 157 en lo que llevamos de año.

 

Madrid es el destino del 45 por ciento de las empresas que se han trasladado a la Castilla y León en el tercer trimestre, mientras que las que se han marchado también se han decantado principalmente también por Madrid, un 63 por ciento.

 

A nivel nacional, un total de 2.902 empresas cambiaron de domicilio en lo que va de año, de las que 1.248 lo hicieron en el tercer trimestre. Tras un primer semestre en el que los traslados decayeron por la crisis sanitaria, en este tercer trimestre se incrementan un 87 por ciento respecto al anterior para alcanzar la tercera cifra más elevada de los dos últimos años. En el primer trimestre de 2020 fueron 982 las compañías que trasladaron su sede social, y en el segundo tan solo 672, el dato más bajo registrado desde que se realiza este estudio.

 

Cataluña es en el tercer trimestre la comunidad con mayor saldo negativo entre entradas y salidas de empresas, pierde 231. Esta diferencia está muy alejada de las siguientes, Cantabria, Castilla y León y La Rioja, que pierden 10 cada una. Al contrario, Madrid gana 132 empresas, también muy por delante de la segunda, que es Andalucía con un saldo positivo de 59.

 

Los cambios de domicilio social a otra comunidad aumentaron a partir de 2017 como consecuencia del proceso independentista y alcanzaron su máximo en 2018. A continuación, entre 2018 y 2019, disminuyeron más de un 21 por ciento. En los dos primeros trimestres del año, los cambios de domicilio disminuyeron debido a la crisis sanitaria y se situaron en 672 en el segundo trimestre, la cifra más baja desde que realizamos este tipo de estudio, es decir, principios de 2016. Sin embargo, en el tercer trimestre, los cambios de domicilio alcanzan la cifra de 1.248, la tercera más alta de los últimos dos años.