La Junta invierte 22.000 euros en la restauración de la escombrera de Sotillo de la Adrada

Autoridades locales y regionales en la visita a la escombrera de Sotillo de la Adrada.

La Junta de Castilla y León, a través de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente, ha apostado por desarrollar un programa para la recuperación ambiental de zonas degradadas por el depósito de residuos inertes en la Comunidad de Castilla y León

El viceconsejero de Infraestructuras y Emergencias, José Luis Sanz, y el alcalde de Sotillo de la Adrada, Juan Pablo Martín, han visitado esta mañana el resultado de las obras de restauración de la escombrera de la localidad, situada en el polígono 49- parcelas 7, 9 y 10.  

 

Los trabajos realizados han consistido en la extensión y regularización de los residuos de manera que se adapte a la orografía natural y la cubrición con tierra procedente de préstamos de 25 centímetros de espesor, de forma que no quede a la vista ningún residuo. Posteriormente se ha realizado una siembra a chorrillo de semillas pratenses y finalmente se ha colocado un cartel de “Prohibido verter. Escombrera clausurada”. El presupuesto de la obra, realizada por Canteras Cuadrado, ha sido de 22.042,47 euros.

 

El programa para la recuperación ambiental de zonas degradadas por el depósito de residuos inertes en la Comunidad de Castilla y León se aprobó por Consejo de Gobierno el 16 de febrero de 2017 y dio pie a la firma de convenios de colaboración con las Diputaciones Provinciales y alguno de ellos también con su Consorcio de Residuos, por importe de 10.000.000 euros.

 

El 20 de noviembre de 2017 se firmó el convenio de colaboración entre la Consejería de Fomento y Medio Ambiente y la Diputación Provincial de Ávila para la recuperación ambiental de zonas degradadas por el depósito de residuos inertes en la provincia, estableciendo un marco de colaboración entre ambas instituciones por importe de 1.718.000 euros.

 

La Diputación Provincial se comprometió a prestar el servicio de recogida, transporte y recogida de residuos domésticos, de construcción y demolición procedente de obras menores, así como de enseres y restos de podas que se generen en los municipios en los que se sitúan las escombreras, mediante la colocación de contenedores específicos en áreas de aportación de residuos, valladas y afirmadas, o en puntos limpios, garantizando su funcionamiento y el correcto tratamiento de los residuos a través de los gestores autorizados correspondientes a cada caso. Estas actuaciones, denominadas áreas de aportación, están en curso de ejecución. La Diputación aporta 703.000 euros para la financiación de estas actuaciones.

 

Por su parte, entre los compromisos de la Junta de Castilla y León se encuentra contratar los trabajos de recuperación de escombreras de la provincia y financiar trabajos de restauración, en el marco de las directrices de la Unión Europea, a cuyo fin ha destinado 1.015.000 euros.

 

En la visita también han estado el delegado territorial de la Junta de Castilla y León en Ávila, José Francisco Hernández Herrero, y el director general de Calidad y Sostenibilidad Ambiental, Rubén Rodríguez.