La Guardia Civil desarticula un laboratorio Indoor de marihuana en Sotillo de la Adrada

Laboratorio desarticulado en Sotillo de la Adrada.

El presunto responsable había ocupado la vivienda en contra de la voluntad del propietario y había ocasionado daños de consideración en la misma

La Guardia Civil ha desmantelado en el interior de una vivienda de Sotillo de la Adrada, un laboratorio clandestino de marihuana, además de un sistema de alumbrado ilegal. Esta actuación por parte de la Benemérita tuvo lugar el pasado día 13 de este mes tras tener conocimiento de que podría haber ocurrido un hecho delictivo en una vivienda de Sotillo de la Adrada donde acudió al lugar para comprobar los hechos.

 

Una vez en allí, los agentes observaron que todos los accesos a esa vivienda permanecían abiertos, solicitando autorización al propietario de la misma para acceder interior y una vez recibida descubrieron que en planta superior había un laboratorio clandestino de marihuana, con 287 plantas en avanzado proceso de desarrollo. Cada planta tenía una altura de unos 40 centímetros encontrándose fuera de sus macetas y completamente abandonadas.

 

La Benemérita realizó también la correspondiente Inspección Técnico Ocular de la casa verificando que el presunto autor no solamente habría incurrido en un delito contra la salud pública, sino que además habría cometido otro de defraudación de fluido eléctrico, ya que el sistema de alumbrado era ilegal al tener puenteado el contador de la luz.

 

Los agentes hallaron una instalación en perfectas condiciones de ventilación para el mantenimiento de la temperatura necesaria de las plantas. A partir de ese momento iniciaron  una serie de investigaciones tendentes a la localización del presunto autor de los hechos, descubriendo que podría tratarse de un individuo que había ocupado viviendas en la localidad sin autorización expresa de los titulares y que con anterioridad ya había sido denunciado en varias ocasiones al haber sido un infractor leve a la Ley Orgánica 4/2015 de Protección Ciudadana al haber incumplido el artículo 37.7 “La ocupación de cualquier inmueble, vivienda o edificio ajenos, o la permanencia en ellos, en ambos casos contra la voluntad de su propietario, arrendatario o titular de otro derecho sobre el mismo, cuando no sean constitutivos de infracción penal”.

 

La Guardia Civil siguió con las investigaciones para la averiguación del paradero de este individuo, no descartándose su detención durante los próximos días, al haber podido cometer dos delitos, uno contra la Salud Pública en la modalidad de cultivo y elaboración de droga y otro de defraudación de fluido eléctrico. Esta actuación policial ha sido desarrollada por la Guardia Civil de Sotillo de la Adrada.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: