La Guardia Civil busca cómo mantener abiertos 300 cuarteles de la 'España vaciada' pese a actos vandálicos
Cyl dots mini

La Guardia Civil busca cómo mantener abiertos 300 cuarteles de la 'España vaciada' pese a actos vandálicos

Teatro El Cuartel Viejo, emplazamiento donde se desarrollarán las actuaciones. Foto: Ayuntamiento de Navarredonda de Gredos.

Los cuarteles del instituto armado sufren 53 allanamientos o actos vandálicos en sus cuarteles en municipios de menos de mil habitantes.

La Guardia Civil mantiene en funcionamiento 332 acuartelamientos en poblaciones con menos de mil habitantes, unas instalaciones que en la presente legislatura han sufrido 53 allanamientos o actos vandálicos, según datos del Gobierno recogidos en una respuesta parlamentaria. Además, estudia "incentivos" para mejorar la seguridad y la estabilidad de la plantilla, descartando cerrar estas instalaciones.

 

En contestación a una pregunta de Vox, consultada por Europa Press, el Ejecutivo apunta que "no tiene previsto el cierre de ningún acuartelamiento" después de que en la presente legislatura se dejara de prestar servicio en tres instalaciones. Estos tres acuartelamientos cerrados son el Puesto de Loeches (Madrid) --cerrado "temporalmente a deficiencias en las instalaciones"--, el Puesto de Gorafe (Granada) y el Puesto Auxiliar de Anguiano (La Rioja).

 

En la respuesta parlamentaria por escrito fechada el 6 de septiembre, el Ejecutivo indica que se han adoptado "medidas de naturaleza activa" que tienen por objeto la "disuasión o reducción de la probabilidad de materialización de cualquier amenaza o riesgo para la seguridad de los agentes y acuartelamientos ubicados en las poblaciones menos habitadas".

 

Incrementar el arraigo de los agentes

También cita otra medidas de "naturaleza pasiva", orientadas a minimizar sus efectos en caso de que pudiera llegar a producirse. En este sentido, subraya la importancia de la respuesta en materia de seguridad dentro del reto demográfico, recogidas en el Plan Estratégico de la Guardia Civil 2021-2024.

 

La estrategia busca "incrementar el arraigo de los agentes de la Guardia Civil en los destinos menos poblados", por lo que la Guardia Civil "está estudiando posibles líneas de acción para mejorar la fidelización y la estabilidad del personal del Cuerpo desplegado en las zonas menos pobladas".

 

La intención, según el Gobierno, es alcanzar una "mayor cobertura de los puestos de trabajo de las unidades territoriales, la mejora de las condiciones de las infraestructuras y de los equipamientos materiales, y el establecimiento de incentivos a nivel interno y el impulso de otros de carácter externo".