La fuerte lluvia convierte el Pabellón de San Antonio en una gran cascada

El Alcalde de Ávila, José Luis Rivas, ha destacado que no es la primera vez que el Pabellón de San Antonio se inunda como consecuencia de la fuerte lluvia. 

José Luis Rivas, alcalde de Ávila, ha anunciado que los Servicios de Emergencias se encuentran en alerta ante las fuertes lluvias que están cayendo en la ciudad tanto en el día de ayer como hoy y que ha ocasionado que los Bomberos y la Policía Local, hasta el momento, hayan realizado ocho intervenciones conjunta.  

 

Asimismo, el regidor ha señalado que por el momento se ha cortado al tráficoel tramo comprendido entre el Puente Adaja y el Paseo del Rastro aunque por el momento no se ha dado ninguna situación peligrosa salvo las típicas balsas de agua. Además, se han retirado rejillas para que el agua tragase con mayor facilidad, especialmente en la avenida Juan Pablo II en su confluencia con la calle Igualdad y Beethoven. En este sentido José Luis Rivas ha recalcado que también han saltado algunas tapas en la calle Igualdad. 

 

Por otro lado, el primer edil ha incidido en que el Río Chico a su paso por la capital ha vuelto a correr como consecuencia de las fuertes lluvias y según la nota emitida desde Aqualia al Ayuntamiento de Ávila es previsible que los embalses de Serones y Becerril hayan crecido, debido a que en las últimas horas, han caído en Ávila 63,6 litros por metro cuadrado con una intensidad máxima de 84 litros. 

 

Finalmente, el alcalde ha reseñado que ya le han comunicado lo sucedido en el Pabellón de San Antonio y los Servicios de Emergencias ya se encuentran trabajando en la zona, aunque el regidor ha insistido en que "no es la primera vez que ocurre y lamentablemente sé que se había hecho alguna actuación en la cubierta y en otras partes pero seguramente esa actuación no digo que esté mal hecha pero lo valoraremos", porque "la intensidad de la lluvia no es normal", ha concluido José Luis Rivas.