La Federación Abulense de Hostelería cree que las nuevas medidas ponen de nuevo al sector "en el centro de la diana"
Cyl dots mini

La Federación Abulense de Hostelería cree que las nuevas medidas ponen de nuevo al sector "en el centro de la diana"

Manifestación de los hosteleros abulenses el pasado martes. (Archivo)

La Federación Abulense de Hostelería exige autocrítica a los decisores políticos de la Junta de Castilla y León, ya que según la institución “están teniendo errores que llevan aparejadas gravísimas consecuencias para las empresas y para los ciudadanos”

La Federación Abulense de Hostelería, integrada en Confae, ha manifestado su “absoluto desacuerdo” con las nuevas medidas adoptadas en las últimas disposiciones aprobadas por la Junta de Castilla y León, en las que se establecen medidas más restrictivas en relación con horarios de toque de queda,  limitaciones a la permanencia de grupos y cierres perimetrales provinciales en la región, y que afectan de este modo a la actividad de las empresas del sector de hostelería y turismo de la provincia de Ávila.

 

La organización aclara que con su aprobación “se vuelve a poner de nuevo en el centro de la diana a las actividades relacionadas con la hostelería y a cargar sobre ellas el repunte de contagios que se viene produciendo en nuestra comunidad, cuando lo cierto y verdad es que, tal y como reconoce nuestra consejera de Sanidad, la mayoría de contagios se producen en el entorno familiar”, afirman.

 

De este modo creen que no ha sido el sector hostelero de Castilla y León el que ha hablado ni reclamado “salvar las navidades”. “Han sido nuestros responsables políticos, también en Castilla y León, los valedores de ese objetivo, aun a costa de posibles resultados nefastos, tal y como los hechos han venido a constatar”, matizan.

 

Con tal de que la opinión pública no se les echara encima, se han tomado decisiones que afectaban a ámbitos familiares, que han traído como consecuencia un aumento preocupante de contagios en todas las provincias de Castilla y León y la ordenación de mayores restricciones en las actividades empresariales, que traerán consigo más ruina a un elevadísimo número de empresas y singularmente a las relacionadas con la hostelería y el turismo”, matizan.

 

De este modo, la Federación Abulense de Hostelería exige autocrítica a los decisores políticos de la Junta de Castilla y León, ya que según la institución “están teniendo errores que llevan aparejadas gravísimas consecuencias para las empresas y para los ciudadanos”. Por lo que recuerdan al gobierno de la región y a los partidos que le sustentan, Partido Popular y Ciudadanos, “que están para solucionar problemas, no para crearlos,  ignorarlos o aumentarlos”.

 

“Si se obliga a las empresas hosteleras a cerrar por razones sanitarias, que no discutimos, han de ayudar a que estas puedan sobrevivir a esa prohibición. Si se cierra y se restringe la actividad es por obligación legal, no por decisión voluntaria de la empresa, y ese cierre trae como primera y única consecuencia la falta de ingresos”, aseguran los hosteleros abulenses.

 

La hostelería demanda y exige ayudas directas para superar esta crisis y poder salir al mercado cuando se supere, ayudas que se están haciendo en otros países de nuestro entorno, por lo que no admiten que el gobierno de la Junta de Castilla y León “abandone a las empresas del sector a su suerte como parece deducirse de los hechos”.

 

Por último, la Federación Abulense de Hostelería aseguran que los trabajadores del sector “no merecen ese trato ni ese abandono”, por lo que piden a la institución regional que se les tenga en cuenta a la hora de tomar decisiones y que les ayuden  con “medidas eficaces y realizables”.

 

“Dispongan ayudas directas que permitan la supervivencia de un más que considerable número de empresas de nuestra provincia, de tantas familias y trabajadores que dependen de ellas”, finalizan.