La FAVA pide al Equipo de Gobierno que "explore otros caminos" antes de subir impuestos

Asamblea General de la FAVA celebrada el pasado mes de febrero. (FAVA).

La Federación de Asocaiciones de Vecinos de Ávila muestra su malestar ante el anteproyecto de Ordenanzas Fiscales Municipales del Ayuntamiento de Ávila para 2020.

Continúan las reacciones ante el anteproyecto de Ordenanzas Fiscales Municipales elaborado por el Equipo de Gobierno del Consistorio de la capital amurallada para 2020, un documento sobre el que la Federaración de Asocaiciones de Vecinos de Ávila /(FAVA) ha mostrado su rechazo a través del siguiente comunicado aprobado por su Junta Directiva:

 

"Hace unos días el Gobierno Municipal, a través de la Tenencia de Alcaldía de Hacienda, presentó en los medios de comunicación la propuesta de impuestos y tasas municipales para el ejercicio 2020. Destaca en ella como medida estrella la subida del IBI en un 20 %, propuesta inasumible por la FAVA.

 

Este anuncio, entre otros, ha defraudado profundamente las expectativas de los vecinos abulenses, que esperaban ver cumplidas las promesas electorales de los dos partidos que gobiernan el Ayuntamiento. Tanto Por Ávila, como Ciudadanos, afirmaron durante la campaña electoral que los impuestos y las tasas no se subirían y, a veces, hasta llegaron a decir que los bajarían.

 

Días antes de este anuncio, en el primer Pleno, el nuevo Gobierno aprobó el aumento de liberados, hasta siete, las subidas del personal de libre designación, y la asignación al Alcalde y a los Concejales Liberados de unos salarios excesivos y muy alejados de las pensiones y salarios medios de los abulenses.

 

La excusa para castigar así los bolsillos de los ciudadanos, afirmando de forma alarmista que “la economía municipal está en coma”, no se sostiene. La situación económica del Ayuntamiento ya se sabía de antemano cómo estaba antes de las elecciones.

 

Ante estas situaciones, FAVA exige que, antes de tomar medidas impositivas tan gravosas, se exploren otros caminos. En primer lugar dando ejemplo bajando los emolumentos que se asignaron  en el primer Pleno Municipal. En segundo lugar, que se estudie detenidamente en el capítulo de gastos algunas partidas superfluas, eliminándolas o reduciéndolas.

 

En cuanto a las tasas y a los impuestos deben tener como criterio fundamental el que todos sean  justos, de modo que las cargas se repartan equitativamente según la situación económica de los ciudadanos. En este sentido, se debería tener presente que ningún ciudadano quede sin poder disfrutar de un servicio por su situación económica, ya sea introduciendo una política de becas y subvenciones adecuada, o bien que, en aquellos servicios que tengan tramos de consumo, los baremos sean muy progresivos, para que el que más consuma más pague, siendo el primer tramo muy económico.

 

Finalmente el equipo de Gobierno puede explorar nuevas tasas al hilo de nuevos usos y costumbres de los ciudadanos.

 

Por todo lo expuesto anteriormente, FAVA espera que el Gobierno y la Oposición trabajen conjuntamente para conseguir unos impuestos y tasas municipales acordes con la realidad económica abulense".

 

El proyecto de Ordenanzas Fiscales Municipales del Ayuntamiento de Ávila se aprobará en un Pleno Extraordinario que se celbrará el próximo 17 de cotubre en el Salón de Plenos del Consistorio de la capital abulense.