La Asociación de la Prensa de Zamora critica al Ayuntamiento por convocar una plaza de periodista sin exigir título

Fachada del Ayuntamiento de Zamora

La Asociación de la Prensa de Zamora ha denunciado públicamente lo que considera "un ataque a la profesión por parte del Ayuntamiento" con la convocatoria de un plaza con funciones de periodista sin exigir el título universitario.

El colectivo ha censurado "el ataque a la profesión periodística por parte del Ayuntamiento de Zamora que supone la convocatoria de una plaza de 'Encargado de Comunicación', sin exigir el título universitario o el registro del aspirante en esta u otra asociación de Periodistas y/o en el Colegio de Periodistas de Castilla y León".

"La única condición que se exige es la de disponer del título de Bachiller o de Formación Profesional 2, lo que supone menospreciar al casi centenar de periodistas zamoranos, entre ellos muchos jóvenes parados con sus títulos universitarios o con trabajos precarios y otros con larga y acreditada trayectoria profesional que tienen como principal fuente de ingresos el ejercicio de esta profesión maltrecha", critica.

Además, miembros de la Asociación de la Prensa de Zamora, que agrupa y representa a más de la mitad de los profesionales zamoranos, han presentado alegaciones en tiempo y forma a los presupuestos del Ayuntamiento, "que no vertido opiniones como se pretende descalificar desde esa institución, para que rectifique los términos de la convocatoria", y han insistido en que no se puede admitir el argumento de que el Consistorio quiere aprovechar la jubilación de una funcionaria del grupo C para no perder la plaza y que no podrían reconvertirla en una del grupo A.

"El peregrino argumento sería intolerable para cualquier otro puesto de la función pública que tuviera su equivalente en el ámbito profesional con un título universitario, como el de abogado o economista", han señalado.

Con todo, se insta a retirar la plaza en esos términos, en los que se incluyen atribuciones propias de un periodista, para las que se estudia en facultadas de información y comunicación.

"Intolerable e incomprensible que se menosprecie de esta forma desde una institución que debería velar por el respeto y por la dignificación de todos los colectivos en el ejercicio de sus funciones", ha concluido el comunicado.