Juli asalta la banca en el Ruta de la Plata

Real Ávila y Zamora han jugado un choque muy disputado en el Ruta de la Plata. (Foto: @ZCFoficial).

Los encarnados se han impuesto por 2-3 al Zamora con dos goles del 'pistolero' abulense en una segunda jornada donde la Cultural Cebrereña no ha podido sumar nada positivo en su visita al Atlético Tordesillas.

Zamora Club de Fútbol y Real Ávila Club de Fútbol, dos aspitantes a todo esta temporada en el Grupo VIII de la Tercera División, han cumplido con los pronósticos y han disputado el mejor partido de la segunda jornada en el campeonato doméstico.

 

Con dos equipos que han buscado quedarse con los tres puntos desde el pitido inicial, los aficionados que han asistido en buen número este domingo al estadio municipal Ruta de la Plata han disfrutado de un choque donde la calidad de ambas plantillas se ha plasmado sobre el césped.

 

No pudieron empezar mejor las cosas para el conjunto de la capital amurallada. Los encarnados se adelantaban en el marcador en un centro de Javi de Mesa que Chete introducía en su propia portería en el minuto 8. El Ávila golpeaba primero. Pero no sería el único en hacerlo.

 

Porque poco duraría la alegría a los encarnados, que veían como los locales ponían tablas en el luminoso por mediación de Murci tan solo un minuto después. Volvía a comenzar un partido donde ambos contendientes ya habían dejado claro en los primeros compases del choque que venderían cara su derrota.

 

Estreno bigoleador

 

Siguió el Real Ávila bien plantado sobre el céped y con minutos de buen juego, que tendrían su premio pasado el cuarto de hora del encuentro, cuando Juli se estrenaba como goleador encarnado en partido oficial.

 

Pudo llegar nuevamente el empate en el minuto 35 del primer acto, pero Nauzet García rechazaba a cóner de manera espectacular un remate de David Álvarez desde dentro del área, que veía como nuevamente el meta canario paraba otra buena oportunidad antes del descanso.

 

Pero todavía quedaban cosas por pasar antes de retirarse a los vestuarios. Cuando los locales parecían tomar el control del juego y comenzar a dominar a un Ávila que pedía el final de los primeros cuarenta y cinco minutos, los encarnados ampliaban su ventaja otra vez con Juli como protagonista, anotando de cabeza el delantero abulense en esta ocasión.

 

El paso por lo vestuarios no cambió la dinámica de un choque entre dos equipos que hoy dejaron muy buena impresión sobre el terreno de juego. Movía el banquillo Carlos Tornadijos con tres cambios antes de cumplirse la primera hora de juego con el objetivo de anotar un gol que volviera a meter a los suyos en el partido, apostando por Asiel, Pipi y Garban.

 

También movía ficha Jonathan Prado, que retiraba al héroe de la tarde, un Juli que tardará en olvidar su debut como goleador en el equipo de la capital amurallada, dando entrada a Roa para ganar mayor control y presencia en el centro del campo.

 

Emoción final

 

Sin embargo, los locales recortaban distancias en el marcador con un tanto nuevamente de Murci, un 9 que con el paso de los años no se ha olvidado de cómo hacer goles, dando emoción a un partido disputado de tú a tú por zamoranos y abulenses.

 

Pudieron marcar el cuarto los encarnados, pero el disparo de Sergio Ramos desde el centro del campo se marchaba por encima del larguero. Quedaban quince minutos y Prado apostaba por el central Oli para frenar las envestidas del Zamora en la recta final.

 

Con un equipo local volcado sobre la portería de Nauzet García, los visitantes supieron defender un triunfo con el que el Real Ávila Club de Fútbol da el primer golpe sobre la mesa del curso en el campo de unos de los cocos de la competición.

 

Con dos victorias en dos partidos, los de la capital abulense comparten el liderato del campeonato doméstico junto a la Arandina, Gimnástica Segoviana, Cristo Atlético, Numancia B y Santa Marta de Tormes en una clasificación del Grupo VIII de la Tercera División completamente anecdótica a estas alturas de curso.

 

Derrota verdiblanca

 

Por su parte, la Cultural y Deportiva Cebrereña no ha podido traerse nada positivo en su visita al Atlético Tordesillas en un choque disputado en la mañana de este domingo en estadio municipal Las Salinas.

 

Salieron más entonados los locales, que se adelantaban en el marcador gracias al tanto de Roberto Simón en el minuto 22. Tras el paso por los vestuarios, los vallisoletanos aumentaban su ventaja con un gol de William en el minuto 65.

 

Llegaría tarde la reacción de los Pepe García, que marcarían en el descuento por mediación de Guille. Sin tiempo para más, el colegiado señalaba el final de un encuentro que ha supuesto la primera derrota del curso de los verdiblancos.