Izquierda Unida recuerda que las administraciones públicas deben actuar conforme a la normativa, y no a la benevolencia

El grupo municipal de Izquierda Unida considera “muy desafortunadas” las explicaciones del Partido Popular con las que se trata de justificar que durante cinco meses se siga esperando la correcta justificación de 22.500 euros de dinero público.

El grupo municipal de Izquierda Unida de Ávila pone en tela de juicio las declaraciones ofrecidas por Patricia Rodríguez, portavoz del Equipo de Gobierno del Partido Popular, a tenor de la subvención concedida en su momento a la Cámara de Comercio para la pista de hielo y la organización de  actividades en Navidad. Subvención fruto de un convenio que supuso el adelanto de una importante cantidad de dinero para el pago de las actividades y que, cinco meses después, no ha sido convenientemente justificado. Retraso ante el que el Partido Popular ha decidido actuar, en palabras de la propia portavoz municipal, con “benevolencia”

 

Afirmaciones que han sentado especialmente mal en el seno del grupo municipal de Izquierda Unida y otros sectores de la sociedad. Palabras “desafortunadas, tanto en el contenido como en la forma, dado que estamos hablando del funcionamiento de una administración pública”, porque para el grupo municipal de Izquierda Unidaexisten unos plazos, unas normas. No aplicarlas en función del sujeto implicado no es precisamente benevolencia” se añade desde el grupo municipal de Izquierda Unida, que anima al PP “a retractarse o matizarlas”, dado que “no es de recibo que los ciudadanos tengan que escuchar de una administración pública  que con ciertos sujetos de la sociedad se tiene benevolencia mientras al resto de ciudadanos, asociaciones y empresas se les exige, como no puede ser de otro modo, el cumplimiento de los plazos y los procedimientos. Que se pregunten a asociaciones deportivas, culturales, empresas… qué benevolencia se tiene con ellos”.

 

Señalan desde Izquierda Unida que la “benevolencia” del Partido Popular en estos 5 meses ha consistido en esperar la correcta justificación de los 24.000 euros de la pista de hielo y su contratación así como otros pagos de servicios que no corresponden. “Lo que cabe en todo este proceso es diligencia”.

 

Y actuar es lo que reclama Izquierda Unida que, ante todo lo que está ocurriendo en esta polémica, y respetando la presunción de inocencia de todo afectado, ha señalado en Junta de Gobierno la posibilidad de que el Ayuntamiento de Ávila ponga en manos de la Fiscalía todo el expediente así como insta a la Fiscalía a actuar de oficio. “Estamos hablando de 22.500 euros de dinero público adelantados desde las arcas públicas, fruto de un convenio, y que cinco meses después no se han justificado correctamente. Y todo ello con una denuncia pública de posible delito por parte de varios vocales de la Cámara. Deben ponerse en marcha todas las actuaciones que sean necesarias para velar por el interés de los ciudadanos y esclarecer lo que está ocurriendo”.

 

Noticias relacionadas