IU recomienda al PP afrontar su responsabilidades en el asunto de la depuradora de El Tiemblo

Izquierda Unida de Ávila quiso salir al paso de las acusaciones vertidas por el alcalde de la localidad tembleña, Rubén Rodríguez, durante la presentación de las nuevas instalaciones después de más de dos años de retrasos en su puesta en marcha. José Alberto Novoa, coordinador provincial de Izquierda Unida, recomendó al edil tembleño “asumir su responsabilidad y dejarse de cortinas de humo”

“Lo que esconde toda la polémica que el alcalde de El Tiemblo – Rubén Rodríguez -  ha querido desatar contra Izquierda Unida no es más que una cortina de humo con la que trata de esconder su irresponsabilidad por una depuradora recientemente inaugurada después de años terminada y sin funcionar”.

 

Así se pronunciaba José Alberto Novoa, coordinador provincial de Izquierda Unida de Ávila, acompañado por Santiago Jiménez, después de que el alcalde de la localidad tembleña aprovechara la presentación de la nueva infraestructura para atacar a la formación de izquierdas tanto por las denuncias públicas que IU ha venido realizando por los vertidos de aguas residuales al Alberche como por el propio posicionamiento del concejal de izquierdas en el municipio, Miguel Ángel Gallego, ante un asunto en el que se abría desmarcado de las actuaciones de su formación a través de un escrito registrado en el ayuntamiento de la localidad. 

 

Un asunto este último que el coordinador provincial de Izquierda Unida abordó desde la “normalidad democrática” de toda formación política. “Las diferencias que puedan existir en temas concretos entre Izquierda Unida y su concejal en El Tiemblo forman parte del funcionamiento normal de una organización democrática, quizás Rubén Rodríguez no lo entienda, pero es una práctica democrática. Izquierda Unida actuó en este asunto como consideró oportuno y su concejal estimó hacerlo igualmente, y aquí no pasada nada. Si el alcalde de El Tiemblo no lo entiende y quiere lanzar cortinas de humo ante su ineficaz gestión es su problema”. 

 

Un asunto en el que Miguel Ángel Gallego remitió a través del registro una carta al alcalde de El Tiemblo mostrando su postura. Un escrito hecho público por el alcalde en diferentes medios de comunicación “en lo que supone una falta de respeto al ayuntamiento y un incumplimiento del ordenamiento jurídico 16.1 B del Reglamento de Ordenación, Funcionamiento y Régimen Jurídico de las entidades locales, que señala que no puede salir ningún tipo de documentación del ayuntamiento, y concretamente los expedientes, libros o documentación de las correspondientes dependencias y oficinas locales. 

 

Desde Izquierda Unida se pide de este modo al alcalde de El Tiemblo asumir sus responsabilidades en un asunto que la formación de izquierdas comenzó a denunciar a inicios de 2012 porque, “por capricho del alcalde y procurador del Partido Popular, una depuradora terminada continuaba sin ponerse en marcha, vertiendo las aguas residuales al Alberche”. Una primera denuncia pública que Izquierda Unida acompañó posteriormente de sendos escritos al Seprona, la Confederación Hidrográfica del Tajo, el delegado de la Junta de Castilla y León, el subdelegado del Gobierno, el consejero de Fomento de la Junta de Castilla y León y el Ministerio de Medio Ambiente.

 

“En este tiempo hemos denunciado públicamente y puesto en conocimiento de las administraciones que corresponden el vertido de aguas residuales, pero no hemos puesto ninguna denuncia. Si ahora alguna administración cree que debe actuar, que actue, si no lo considera oportuno, que no lo haga” señala Santiago Jiménez, portavoz de Izquierda Unida en la Diputación Provincial, que critica que “si sacamos a la palestra pública este asunto fue porque una depuradora pagada por todos los españoles no se estaba sacando rendimiento social ni económico”.

 

IZQUIERDA UNIDA: Puedes consultar todo lo que se ha dicho sobre la depuradora de El Tiemblo AQUÍ