IU pide "contundencia" ante el incumplimiento de la Ley de Memoria Histórica de un establecimiento hostelero de Ávila

La formación de izquierdas lleva solicitando desde el pasado mes de septiembre la retirada de aquellos elementos de exaltación franquista de los que hace gala este establecimiento hostelero en su espacio exterior.

 

El grupo municipal de Izquierda Unida pide “contundencia legal” ante el reiterado incumplimiento que se está produciendo por parte de un establecimiento hostelero abulense, situado junto al río Adaja, y que en las últimas semanas está siendo el protagonista de la “penosa imagen y publicidad que se está ofreciendo de Ávila en algunos medios nacionales como una de las ciudades que cuentan en su callejero con uno de los ‘templos’ de exaltación franquista”. Y es que en pleno 40 aniversario de la democracia pasar por el exterior de este establecimiento es encontrar mensajes de exaltación franquista tanto en la pared –Zona Nacional- como el menú del día, que ofrece huevos rotos fusilados, chuletón nacional o revolconas amargadas 36.

 

Y lamenta el grupo municipal de Izquierda Unida la imagen que se está ofreciendo de Ávila tras una legislatura en la que “hemos venido trabajando desde la discreción política en el Ayuntamiento de Ávila, con el fin de no dar publicidad a este tipo de actitudes, para tratar de hacer cumplir la Ley de Memoria Histórica y conseguir la retirada inmediata de los espacios públicos del mismo de todos los elementos que no cumplan con la legalidad” se apunta desde la formación de izquierda, que critica la pasividad y laxitud que se ha mantenido con este local desde hace tiempo.  “Quizás la respuesta se encuentra en que es un lugar frecuentado, como demuestran las propias fotografías con las que cuenta el establecimiento, por miembros de Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado así como dirigentes del Partido Popular. Tal vez hay quien debería dar explicaciones, dado que se trata de un espacio que no está cumpliendo con la legalidad vigente y sin embargo hay quienes posan orgulloso ante los símbolos de la sublevación militar”.

 

El pasado mes de septiembre -2016- desde el grupo municipal de Izquierda Unida de Ávila se cursó una solicitud al Equipo de Gobierno del Partido Popular para la “realización de los trámites necesarios” para la “retirada inmediata” de los elementos situados en el exterior –Zona Nacional- alusivos a la sublevación militar “por considerar que su exposición pública es un símbolo de ofensa a muchos ciudadanos” y en virtud a lo que marca la Ley de Memoria Histórica, que en su artículo 15.1  insta a su retirada cuando dice “las administraciones públicas en el ejercicio de sus competencias tomarán las medidas oportunas para la retirada de escudos, insignias, placas y otros objetos conmemorativos de exaltación personal o colectiva de la sublevación militar de la guerra civil y de la represión de la Dictadura”.

 

Solicitud que inicialmente fue atendida. Ante los requerimientos del Ayuntamiento de Ávila el dueño del establecimiento los retiró, pero en un “claro desprecio por la ley” volvió a colocarlos, por lo que en marzo de 2017 de nuevo el grupo municipal de Izquierda Unida de Ávila volvía a registrar una nueva solicitud requiriendo “realizar los trámites necesarios en orden a su retirada inmediata y definitiva, por considerar que su exposición pública es un símbolo de ofensa a muchos ciudadanos”.

 

Y es ante este tipo de reiterados incumplimientos donde el grupo municipal de Izquierda Unida sugiere al Equipo de Gobierno del Partido Popular un paso más. “Sabemos que se están dado pasos legales, pero quizás puedan darse otros desde la propia institución municipal. Quizás sea el momento de plantearse si cabe la retirada de licencia de terraza, la cual depende del propio Ayuntamiento y cuya decisión tendrá fundamentos sobrados”.