Investigado por intentar acabar con la vida de lobos poniendo cebos envenenados en la Sierra de Gredos

Cebo de carne de vaca envenenado. (Foto: Guardia Civil)

Esta persona investigada por la Guardia Civil utilizó un cebo de carne de vaca envenenado

La Guardia Civil investigó el pasado 17 de enero a un hombre como presunto autor de un Delito contra la Protección de la Flora, Fauna y Animales Domésticos. A mediados del mes de octubre del pasado año, en el Paraje conocido como La Gargantilla del término municipal de Hoyos del Espino un ternero aparece muerto a causa del ataque de lobos.

 

Como consecuencia de ello, Agentes Medioambientales de la Junta de Castilla y León comunicaron a la Guardia Civil el hallazgo de un cebo cárnico posiblemente envenenado en el paraje descrito dando inicio a unas investigaciones para poder determinar si efectivamente era veneno, el destino del mismo y quién lo había depositado allí.

 

Con las investigaciones llevadas a cabo se pudo determinar que se trataba de ALDICARB, un tipo de veneno altamente tóxico, que en ocasiones es utilizado para el envenenamiento de la fauna salvaje y su ingesta provoca que estos animales al morir sirvan de cebo a otros, pasando a la cadena trófica en sucesivas fases.

 

Las investigaciones realizadas permitieron establecer la procedencia del cebo y la trazabilidad, hasta llegar a la supuesta persona responsable de la comisión del delito, que ha sido investigada. Esta actuación ha sido desarrollada por el Servicio de Protección a la Naturaleza (SEPRONA) de la Guardia Civil de Ávila y el Servicio de Criminalística del Cuerpo.