Hernández Herrero recuerda a las empresas hortofrutícolas las medidas sanitarias para hacer frente al Covid-19
Cyl dots mini

Hernández Herrero recuerda a las empresas hortofrutícolas las medidas sanitarias para hacer frente al Covid-19

El delegado territorial de la Junta se reunió con los empresarios agrarios.

José Francisco Hernández Herrero mantuvo un encuentro con los representantes de las empresas y los alcaldes de los municipios implicados para repasar las medidas sanitarias.

El delegado territorial de la Junta de Castilla y León, José Francisco Hernández Herrero ha mantenido este jueves una importante reunión con representantes de empresas hortofrutícolas, ya que considera necesario implicar a los agentes que pueden intervenir para frenar la propagación del virus. El delegado territorial comunicó a los asistentes, 19 representantes de empresas agrarias y 19 alcaldes, que es necesario reforzar e insistir en la aplicación de la normativa del ministerio para la contratación y seguimiento de los temporeros, así como los alojamientos de estos, que deben permitir el aislamiento en caso de positivos.

 

Hernández Herrero alabó la labor de los alcaldes en esta situación provocada por el virus. “Están prestando un altísimo grado de implicación desde que empezó la pandemia. Están siendo una de las piedras angulares en las que la Junta de Castilla y León se está apoyando también para poder adoptar todas las medidas que minimicen las consecuencias de la Covid”, declaró.

 

Asimismo, aseguró que la Junta permanece en contacto con las Zonas Básicas de Salud donde existen brotes y explicó que trabajan en estos lugares a fin de evitar mayor propagación. Hernández indicó que la Junta está presente en residencias, suministra equipos de protección o pruebas PCR con el objetivo de reducir los fallecimientos. “Es lo que tenemos que hacer todos: poner todo lo que este de nuestra parte, desde la unidad, para que no existan, sobre todo, fallecimientos”.

 

Finalmente, se refirió a la vuelta al cole y señaló que está suponiendo un enorme esfuerzo previo desde distintos ejes como la Dirección Provincial de Educación, Sacyl o los equipos directivos; así como a la adaptación de espacios en los centros o la contratación de más personal.