Fundación Ávila entrega la recaudación de la obra ‘Nube de solidaridad’ del artista Álvaro López Tejada al Área Covid del Complejo Hospitalario
Cyl dots mini

Fundación Ávila entrega la recaudación de la obra ‘Nube de solidaridad’ del artista Álvaro López Tejada al Área Covid del Complejo Hospitalario

Fundación Ávila entrega la recaudación de la obra ‘Nube de solidaridad’ del artista Álvaro López Tejada al Área Covid del Complejo Hospitalario.

Enmarcado en la exposición 'Nube', que el artista abulense realizó a principios de verano en el palacio de Los Serrano

Fundación Ávila ha entregado al complejo hospitalario de Ávila la recaudación obtenida en la iniciativa del artista abulense Álvaro López Tejada de donar al Área Covid el dinero de la venta de uno de los cuadros expuestos en la muestra ‘Nube’, que estuvo abierta al público a comienzos del pasado verano.

 

A la entrega, realizada en el patio renacentista del Palacio Los Serrano, acudieron el delegado territorial de la Junta de Castilla y León, José Francisco Hernández Herrero, como máximo responsable de la sanidad abulense, junto a la subdirectora de gestión del complejo hospitalario, Victoria María Cañas, la directora médica, Isabel Martiño y el subdirector médico, Alberto Pérez, que estuvieron acompañados por la presidenta de Fundación Ávila, Dolores Ruiz-Ayúcar, y el propio artista, Álvaro López Tejada.

 

Ruiz Ayúcar ha indicado que “se trata de otra forma de colaborar con la gente que ha estado trabajando todo este tiempo contra el Covid, que lo merecen todo”. Por su parte, el delegado de la Junta en Ávila ha señalado que “este gesto solidario tan bello ayuda a reflexionar sobre lo que nos ha ocurrido y sobre lo fuertes que somos como sociedad” y ha querido felicitar a Álvaro López Tejada y a la Fundación Ávila porque “en su gesto se encarna el agradecimiento de todos los abulenses a todos los sanitarios por haberse dejado, literalmente, la vida”.

 

López Tejada, que es profesor de pintura en los cursos de Fundación Ávila, explicó por ultimo que el proyecto, denominado ‘Nube de solidaridad’ consistió en la disposición en cuadrícula de un centenar de catálogos de la exposición a modo de lienzo, sobre el cual realizó una composición pictórica en vivo mientras la muestra permaneció abierta al publico. Posteriormente los catálogos, convertidos ya en ‘cuadernos de artista’ numerados y firmados, se vendieron de forma individual consiguiendo una recaudación de 1.100 euros.