Faema Empleo, finalista Premios CEPYME por la Igualdad
Cyl dots mini

Faema Empleo, finalista Premios CEPYME por la Igualdad

FAEMA Empleo.

Entrevista a su directora general Inmaculada Pose.

Faema Empleo nacía en 2010 y ofrece gran variedad de servicios como serigrafía, rotulación, buzoneo, limpieza, planchado de ropa y, desde hace tres años, servicio de catering y restaurante. Además, en 2020 el restaurante inclusivo El Cobijo da el paso para pertenecer a la asociación de hostelería de Ávila y a la marca Ávila Auténtica como señal de normalización.

 

La compañía apuesta por el empleo de las personas con discapacidad y políticas de igualdad y cubre una oferta de servicios muy variada para favorecer más posibilidades laborales a las personas con discapacidad.

 

En estos momentos, FAEMA se ha esforzado por mantener todos los puestos de trabajo gracias a la iniciativa del restaurante inclusivo han potenciado el servicio de catering y la comida para llevar.

 

Inmaculada Pose, directora general explica la política en favor de la igualdad que desarrollan en la compañía.

 

¿Cómo decidieron presentarse a los Premios CEPYME? ¿Qué condiciones reúne su empresa para concurrir a los mismos?

Esta decisión la tomamos ya hace dos ediciones, cuando fuimos finalistas y, lejos de desanimarnos, decidimosvolver a intentarlo y demostrar que los centros especiales de empleo están realizando grandes logros en economía social.

Nuestro punto fuerte es ser una empresa comprometida con las personas con discapacidad y ofrecerles un espacio de trabajo digno y protegido, donde cuidamos mucho tanto la satisfacción de los clientes como la de los trabajadores. Además, en 2020 seguimos mejorando la política de igualdad de la empresa y la Junta de Castilla y León nos concedió el Distintivo Óptima, que es la máxima distinción que otorga la comunidad autónoma en materia de igualdad.

 

¿Cree que el premio CEPYME 2020 podría mejorar la imagen de su empresa de cara a clientes, proveedores y futuros inversores?

Sí, claramente. Recibir un premio siempre es fruto de un trabajo en equipo y una muestra de responsabilidad basado en la mejora continua.

Ser finalistas por tercer año consecutivo nos llena de orgullo y de responsabilidad. Nos anima a seguir trabajando por mejorar el empleo de las personas con discapacidad y poniendo en valor a las personas con sus limitaciones, pero sobre todo con sus capacidades.

Creo que para nuestros clientes y proveedores será una satisfacción ver que gracias a su implicación con un centro especial de empleo hemos podido ir consolidando trabajos de las personas que lo tienen más complicado. Y, por supuesto, espero que este premio anime a futuros inversores o clientes que apuesten por conocer los servicios de Faema Empleo y nos sigan ayudando a consolidar los puestos de trabajo. La base fundamental de cualquier empresa son sus clientes. 

 

¿Qué medidas desarrolla su empresa para fomentar la igualdad?¿Qué planes tienen en este ámbito para los próximos años?

Tenemos implantado un Plan de igualdad, adaptamos el puesto de trabajo a cada persona, horarios, capacidades, etc. Además, contamos con medidas de conciliación familiar, procedimientos de lenguaje no sexista, protocolo de prevención de acoso laboral, procedimientos que controlan que no haya brecha salarial.Todo esto ha hecho, como decía antes, que seamos merecedores del Distintivo Óptima.

Pero, siendo realista, independientemente de los premios, lo que verdaderamente importa es que se respira un buen clima laboral. El trabajador se siente protegido, apoyado, escuchado; en definitiva, se siente feliz y parte de un equipo. Un trabajador motivado y positivo es el mejor activo que podemos tener y hace que las empresas sean más productivas y la calidad del servicio sea mucho mejor, y eso se trasmite a los clientes.

Dar el paso para fomentar la igualdad, exige la mejora continua y la adaptación a nuevas situaciones. Esto no acaba nunca, trabajador y empresa siempre deben de estar en diálogo continuo para avanzar juntos.

 

¿Cómo está afectando a su empresa la actual crisis provocada por la COVID-19?

Ha afectado mucho.La facturación ha caído a mínimos históricos y hemos tenido que potenciar unas actividades más que otras, como ha sido la comida para llevar y el servicio de catering, ya que el restaurante ha sufrido muchos meses de cierre.

Durante los meses de confinamiento en las actividades no esenciales tuvimos que llevar a cabo un ERTE por causa de fuerza mayor, y a partir del 1 de julio todos los trabajadores estaban ya en sus puestos de trabajo.

 

¿Qué medidas han implementado para afrontarla?

Lo primero fue crear espacios seguros para dar confianza a nuestros clientes, compra de alfombras desinfectantes, dispensadores de manos para gel hidroalcohólico, mamparas, termómetros para medir la temperatura, adquisición de equipos de protección, etc. Tenemos planes de contingencia que nos marcan todas las medidas preventivas que tenemos que realizar. También nuestro restaurante inclusivo tramitó el distintivo de Restaurante Seguro frente alaCOVID-19.

Hemos solicitado todas las ayudas y subvenciones que cumplíamos los requisitos para mitigar un poco el gasto ocasionado por la pandemia, pero lógicamente es una ayuda.Seguiremos luchando siendo creativos y estudiando nuevas fórmulas que nos ayuden a que nuestros servicios sean más rentables económicamente hablando para mantener todos los puestos de trabajo.

 

Objetivos y principales retos de su empresa para los próximos años

Ahora mismo, lo más importante es mantener los puestos de trabajo.

Estamos analizando nuevas fórmulas tecnológicas que nos ayuden a acercar más nuestros servicios a los clientes.

Los seis primeros meses del 2021 se presentan muy duros, pero a partir de julio esperemos que con la campaña de vacunación podamos ir teniendo más  tranquilidad y confianza para poder hacer una vida más normalizada, siempre, lógicamente, con prudencia.

Nuestro centro especial de empleo nos está permitiendo romper barreras mentales. Demostramos que las personas con discapacidad tienen muchas capacidades laborales. Nuestro objetivo principal es crear empleo estable en personas con discapacidad porque Ávila es una ciudad pequeña y las inserciones laborales en empresas ordinarias son un reto complicado.