Empate sobre la bocina
Cyl dots mini

Empate sobre la bocina

Real Ávila y Arandina han disputado un choque entretenido en el estadio municipal Adolfo Suárez. (Foto: Carlos Jiménez).

El Real Ávila ha salvado un punto ante la Arandina en un choque muy disputado.

REAL ÁVILA C.F.: Brian, Marcelo, Llorian, Pascual, Tena, Manu Sánchez, Sergio Ramos, Cristian, Rubén Ramiro, Rubiato y Moreira, También jugaron Javi de Mesa, Camilo, Ortiz, Calderón y Alex Garrido.

 

ARANADINA C.F.: Curro, Robira, Dominguez, Pesca, Peli, Saguez, Mamdou, Edgar, Mozo, Barbero e Iván. También jugaron Junyent, Zazu, Santin y Thabag.

 

GOLES: 0-1, Saguez (57'); 1-1, Carlos Pascual (96').

 

ARBITRO: Sánchez Indigua, acompañado por Jiménez Rivero y Iñigo Hernández, del Colegio de Salamanca. Mostró amarillas a Moreira (37') y Jimeno (70'), en los locales, y Edgar (24'), Mozo (39'), Peli (65), Dominguez (70'), Curro (88') y Thabag (95'), por los visitantes, expulsando además a Nacho Lobera y Denis Serrano del banquillo burgalés con roja directa (96').

 

INCIDENCIAS: Encuentro correspondiente a la quinta jornada del Grupo VIII de la Tercera División disputado en el estadio municipal Adolfo Suárez, de Ávila, con asistencia de unos 500 espectadores.

Éxtasis final en las gradas del estadio municipal Adolfo Suárez cuando Carlos Pascual anotaba el gol de empate del Real Ávila ante una Arandina que ya se veía con los tres puntos en su casillero. Antes, ambos equipos han disputado un entretenido choque donde si bien las tablas hicieron justicia al final, si hubiera sido una pelea de boxeo el árbitro quizá hubiera levantado la mano de los burgaleses para decidir el ganador a los puntos.

 

Como suele suceder en los duelos donde se miden los principales candidatos a estar en el parte alta del Grupo VIII de la Tercera División, los equipos han ofrecido un partido tenso, dejando muy buena imagen los visitantes, sobre todo por la calidad de sus hombres de ataque. Con un doble homenaje, a Sito Cruz tras su lesión, cuya ausencia fue cubierta por Marcelo con una buena actuación, y Carlos Sastre por ser una referencia del deporte abulense, ha comenzado el encuentro con una Arandina que ha buscado el gol desde el primer minuto.

 

Dos disparos de Sagues y Mozo que acaban en las manos de Brian era la carta de presentación de los visitantes en el Adolfo Suárez en los primeros diez minutos, mientras que Rubiato lo intentaba tras ver al meta burgalés adelantado con un disparo que se marchaba por encima del larguero.

 

Insistirían los visitantes, que veían como el meta encarnado sacaba con una magnífica mano abajo en un remate de Iván que llevaba el camino de las mallas. No serían las últimas de una actuación más que destacada del portero andaluz, que nuevamente se empleaba a fondo para evitar el primero de los visitantes en dos claras oportunidades de Mozo.

 

Antes del descanso, llegaron los mejores minutos de los de José Manuel Jimeno en el primer acto. Cristian primero, con un remate que salía rozando el palo de la meta defendida por Curro, y Ruben Ramiro después, con un cabezado desviado en un centro de Llorián, tenía las más claras.

 

Cambios en el descanso

 

El Ávila movía el banquillo en el descanso con la entrada de Javi de Mesa y Camilo. Una delacaración de intenciones del técnico madrileño que nuevamente se encontraba con una Arandina que no había venido a hacer turismo a la capital amurallada. Tanto, que los visitantes se ponían por delante en el marcador en el 57' con un golazo de Sagues tras una gran jugada individual en la que había dejado atrás con sus regates a Ruben Ramiro, Llorián y Tena.

 

El gol animó a los abulenses que buscaron el empate a través de acciones de Cristian, Calderón y Rubén Ramiro que no vieron puerta, mientras que en los visitantes tanto Mamadu como Edgar pudieron sentenciar.

 

Cuando ya parecía todo resuelto tras cinco minutos de descuento, un cambio y la pérdida de tiempo de Curro hacían que árbitro alargase otro minuto el choque. Tiempo suficiente para que Carlos Pascual llevara el éxtasis a la parroquia encarnada con un remate que acababa en gol tras una gran jugada de Javi de Mesa y un pase atrás de Ruben Ramiro.

 

Sin tiempo para más, el partido finalizaba con las protestas de los visitantes, con dos expulsiones a su cuerpo técnico incluidas, y la alegría de los locales, que continúan una jornada más sin saber lo que es la derrota este curso en el estadio municipal Adolfo Suárez.

 

REPORTAJE FOTOGRÁFICO: CARLOS JIMÉNEZ.