Emotivo homenaje al padre del constitucionalismo y exrector de la USAL, Diego Muñoz Torrero

Homenaje a Diego Muñoz Torrero en la USAL
Ver album

El acto se enmarca dentro de las actividades conmemorativas del VIII Centenario de la Universidad de Salamanca y del 40 aniversario de la Constitución de 1978

La Universidad de Salamanca ha rendido un homenaje a Diego Muñoz-Torrero, exrector del Estudio salmantino y padre del constitucionalismo español, con motivo de las conmemoraciones del VIII Centenario de la institución académica y del 40 aniversario de la Constitución Española de 1978. El acto, celebrado en las aulas de la Universidad más antigua de España, complementa el realizado en la localidad natal del antiguo rector, Cabeza del Buey (Extremadura), donde el pasado 19 de marzo se constituyó la Fundación bautizada con el nombre de este sacerdote pacense, que pasó a la historia por sus ideas aperturistas y su decidida apuesta por la democracia.

 

El rector de la Universidad de Salamanca, Ricardo Rivero, abrió la sesión para dar paso a una conferencia de Marcelino Oreja, miembro de la Academia Europea e Iberoamericana de Yuste, antiguo alumno de la Universidad de Salamanca. Ministro de Exteriores durante la Transición y embajador del VIII Centenario, quien disertó sobre 'Los valores de Europa'.

 

El homenaje también contó con las intervenciones del presidente de la Junta de Extremadura y de la Academia Europea e Iberoamericana de Yuste, Guillermo Fernández Vara; la alcaldesa de Cabeza del Buey y presidenta de la Fundación Diego Muñoz Torrero, Ana Belén Valls Muñoz, y el consejero de Educación de la Junta de Castilla y León, Fernando Rey.

 

Muñoz-Torrero, de cuya muerte se cumplen 189 años, llegó a presidir la comisión redactora de la Constitución de Cádiz, conocida popularmente como ‘La Pepa’, aprobada el 19 de marzo de 1812. Durante un mes, además, estuvo al frente de las Cortes desde las que defendió valores como la soberanía popular, la separación de poderes, la libertad de prensa o la de imprenta, que "no han perdido vigencia y siguen marcando la hoja de ruta del parlamentarismo actual", han explicado desde la USAL. 

 

De aquella época destaca también el hecho de que la bandera nacional utilizada en la cámara gaditana, de tafetán con dos fajas rojas y una amarilla intermedia -todas de igual anchura-, fue regalo del propio Muñoz-Torrero. Esa enseña fue utilizada por la Milicia Nacional a partir de 1820. Durante el tributo, la alcaldesa y el rector salmantino intercambiaron una copia de esa bandera y otra del acta de nombramiento del pacense como rector de la Universidad de Salamanca, responsabilidad a la que accedió en 1787.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: