El PSOE reafirma su apoyo a los trabajadores de la Sanidad pública frente al "desprecio" de la Junta
Cyl dots mini

El PSOE reafirma su apoyo a los trabajadores de la Sanidad pública frente al "desprecio" de la Junta

Sanitarios.

A través de los procuradores abulenses en las Cortes de Castilla y León.

Los procuradores del PSOE de Ávila en las Cortes de Castilla y León, Miguel Hernández y Soraya Blázquez, han manifestado públicamente su apoyo a los trabajadores sanitarios del Complejo Hospitalario de Ávila y de las Zonas Básicas de Salud de la Provincia ante "la agresión a sus derechos" que supone la reordenación del personal sanitario decretada por el presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, con el aval de la consejera de Sanidad, Verónica Casado.

 

Los parlamentarios abulenses han rechazado el cinismo que están demostrando los responsables de la Junta de Castilla y León, porque mientras reconocen el esfuerzo y el sacrificio de los trabajadores de la sanidad pública durante la pandemia, lo que hacen en realidad es atropellar su dignidad y sus derechos laborales, ninguneando además la legitimidad de sus representantes a través de un decreto firmado con premeditación y alevosía.

 

Desde su punto de vista, dicho decreto denigra el trabajo de quienes en primera línea combatieron el coronavirus en los momentos más difíciles y dramáticos, dedicando su tiempo y poniendo en riesgo su salud e incluso sus vidas, lo que evidencia el desprecio con el que la Junta de Castilla y León trata a los trabajadores sanitarios, a los que ni siquiera ha compensado lo que hicieron por vocación y profesionalidad durante el primer estado de alarma y en los meses posteriores ante la falta de personal y de medios.

 

Atención Primaria

 

La misma "desconsideración" con la que, recientemente, el delegado territorial de la Junta justificaba el impago de las horas extraordinarias acumuladas para suplir las ausencias de los médicos de Atención Primaria en el referido estado de alarma, palabras que han reprendido los afectados y que constituyen un ejemplo más del menosprecio y la falta de respeto del Gobierno autonómico hacia el personal sanitario.

 

Cuando es la Junta de Castilla y León la administración competente para dotar al sistema público de salud del personal y recursos necesarios para una atención de calidad, son los propios trabajadores sanitarios lo que, con su entrega y profesionalidad, están supliendo la carencia de medios, y en vez de reconocer y recompensar ese esfuerzo, la Junta les vilipendia, critican los procuradores socialistas.

Noticias relacionadas