El proceso de construcción de la capilla de Mosén Rubí, reflejado en la obra de María Isabel López Fernández
Cyl dots mini

El proceso de construcción de la capilla de Mosén Rubí, reflejado en la obra de María Isabel López Fernández

Presentación del libro  La arquitectura del Siglo XVI en Ávila: La Casa de Bracamonte y el patrimonio abulense. (Foto: Diputación de Ávila)

El libro La arquitectura del Siglo XVI en Ávila: La Casa de Bracamonte y el patrimonio abulense, profundiza en las características peculiares de la arquitectura del siglo XVI en Ávila

El diputado responsable del Área de Cultura, Patrimonio, Juventud y Deporte, Eduardo Duque, ha presentado el libro La arquitectura del Siglo XVI en Ávila: La Casa de Bracamonte y el patrimonio abulense, escrito por María Isabel López Fernández. En el acto, celebrado en el Torreón de los Guzmanes, han estado presentes también la autora de la obra y el director de la Institución Gran Duque de Alba (IGDA), Maximiliano Fernández.

 

Eduardo Duque ha explicado que el libro se construyó a partir de la tesis que López Fernández leyó en el año 2011 y que fue becada por la IGDA. La obra no sólo aborda las características peculiares de la arquitectura del siglo XVI en Ávila, centrándose en las construcciones edificadas por la casa nobiliaria de los Bracamonte, sino también en el origen e importancia que tuvo esta familia en la historia abulense.

 

Por otro lado, la escritora profundiza en el proceso de construcción del hospital y capilla de Nuestra Señora de la Anunciación de Ávila (Mosén Rubí) “cuyo patronazgo está vinculado también a los Bracamonte y al Señorío de Fuente el Sol”, según ha explicado el diputado provincial. Duque ha resaltado, además, que “esta capilla es uno de los edificios religiosos más emblemáticos de nuestra capital, no sólo por su historia, sino también por su particular arquitectura”.

 

Según ha comentado en la presentación, durante el proceso de investigación para redactar su tesis se encontró con muy poca información sobre la capilla de Mosén Rubí, aun “estando ante uno de los edificios más singulares de la arquitectura abulense”, ya que abarca en sí mismo toda una evolución arquitectónica que va “desde el tardogótico hasta finales del s. XVI”.

 

A pesar de que el libro está centrado en esta capilla, el estudio abarca “la arquitectura del siglo XVI de Ávila en general”, así como los maestros más destacados del momento. Gracias a esta investigación, la autora ha llegado a la conclusión de que “Ávila no es una ciudad medieval, sino una ciudad del siglo XVI porque se renovó totalmente en aquella época”.

 

Por su parte, Maximiliano Fernández, director de la Institución Gran Duque de Alba, ha destacado el trabajo “bien documentado” de la publicación, que es en este caso “la número 106 de la serie general y la número 13 de las monografías de arte y arquitectura abulense”, y  ha querido agradecer al servicio de Cultura de la Diputación Provincial de Ávila “el esfuerzo que hace para que se siga investigando y publicando libros de gran interés para la ciudad y provincia”.