El nuevo 'cabezón' de los Goya con una forma "mas definida" y más peso

El anterior diseño de la estatuilla de los Premios Goya

Los 'cabezones' que se entregarán en la 34 edición de los Premios Goya este sábado 25 de enero cambiarán de diseño por tercera vez en sus más de 30 años de historia.

El primer 'cabezón', en la edición de 1987, fue un diseño del escultor Miguel Ortiz Berrocal y se trataba de una escultura en bronce desmontable con una cámara cinematográfica dentro y acompañada de una insignia de los Goya. El peso de este galardón superaba los 15 kilos.

En la cuarta edición, los Goya decidieron cambiar de diseño y José Luis Fernández se encargó de idear uno más sencillo, una interpretación de la escultura de Benlliure cuyo peso oscilaba entre los 1,7 y los 2 kilos y que es el que se ha entregado desde entonces, hasta esta edición.

Para la gala del próximo sábado, los premiados recogerán una reproducción a partir de un vaciado en escayola original del busto que hizo Mariano Benlliure en 1902, tal y como ha explicado la coordinadora de los Premios Goya y Atención al académico, Nieves Martínez.

La Fundación Benlliure ha cedido "de forma altruista" este busto para que se haga una reproducción exacta, y cuyo nuevo peso oscilará entre los 2,5 y 3 kilos (cada edición varían ligeramente al ser obras únicas). "Ahora tendrán una forma más suave, más definida y es muy bonita, aunque no se va a notar prácticamente la diferencia a no ser que uno se acerque bastante", ha adelantado Martínez.

Estos nuevos 'cabezones' partirán hacia la capital malagueña desde Madrid este próximo viernes 24 de enero y viajarán en un furgón blindado y custodiado hasta el Palacio de Deportes José María Martín Carpena, donde tendrá lugar la gala de los premios más importantes del cine español.

Está previsto que lleguen alrededor de las 15.00 horas, una hora más 'temprana' de lo habitual en otras ediciones "para evitar posibles incidencias, en especial por las inclemencias del tiempo". En total serán 29 galardones --cada uno con una placa de su categoría y la edición de los Goya correspondiente-- que permanecerán custodiados hasta el día siguiente.

A las 17.00 horas del 25 de enero se trasladarán desde esa sala de seguridad a la zona de 'backstage', siempre custodiados. Los cabezones se dispondrán según el orden de entrega de los premios para facilitar el trabajo de los entregadores. Alrededor de las 21.00 horas, acudirá el notario para garantizar todo el proceso.

Se trata de la tercera vez en la historia que estos premios se entregan fuera de Madrid, ya que en el año 2000 Barcelona acogió la gala, a la que asistió el ahora Rey de España Felipe VI, y en el año 2019 viajaron a Sevilla.