El índice de criminalidad cayó un 3% en la provincia de Ávila el pasado año

En Castilla y León los homicidios dolosos y asesinatos han pasado de 9 a 11 casos.

Los índices de criminalidad han descendido un 3 por ciento en Castilla y León a lo largo del pasado año, aunque los delitos de tráfico de drogas subieron un 12,5 por ciento y los de sustracción de vehículos a motor un 16,1 por ciento.

 

Estos son parte de los datos que el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, ha dado a conocer este martes en la presentación del Balance de Criminalidad correspondiente al año 2016.

 

Desde enero a diciembre de 2016 se registraron en España un total de 2.011.586 infracciones penales, lo que constituye un 1,2 por ciento menos con respecto al mismo período de 2015, mientras que en la Comunidad ese descenso ha sido de 3 por ciento, al pasar de 74.502 delitos y faltas a 72.247.

 

Este informe revela que en Castilla y León los homicidios dolosos y asesinatos han pasado de 9 a 11 casos, un aumento del 22,2 por ciento; mientras que los robos con violencia e intimidación descendieron el pasado año un 5,9 por ciento, al pasad de 914 a 860.

 

Asimismo, el pasado año se registraron en la Comunidad 3.510 robos con fuerza, 17 menos que en 2015, una bajada del 1 por ciento; mientras que la sustracción de vehículos a motor pasó de 789 a 916, una subida porcentual del 12,5 por ciento. Los daños se mantuvieron invariables, con 10.672 casos en 2015 y 10.668 el pasado año, mientras que los hurtos se redujeron un 8,1 por ciento, de 24.474 hurtos a 22.501.

 

En la provincia de Ávila el índice de criminalidad bajó un 3 por ciento el pasado año en comparación con 2015 al pasar de 4.907 a 4.759 delitos y faltas; aunque en la capital abulense este índice subió un 1,7 por ciento (de 1.473 a 1.498 delitos y faltas).

Noticias relacionadas