El Corte Inglés renueva su acuerdo con la Fundación ARS para la accesibilidad de sus centros Supercor
Cyl dots mini

El Corte Inglés renueva su acuerdo con la Fundación ARS para la accesibilidad de sus centros Supercor

Álvaro Cabo, Esther Bienes e Ignacio Lucini

La cadena de supermercados de El Corte Inglés  renueva su compromiso con la accesibilidad, actualizando su colaboración con la Fundación ARS y ampliará el número de centros certificados con la certificación de accesibilidad AIS.

El Corte Inglés ha renovado su acuerdo con la Fundación ARS (Fundación Accesibilidad y Responsabilidad Social) para seguir trabajando en la accesibilidad de sus centros Supercor. Esta iniciativa se ha materializado en  la firma de la actualización del convenio para la consolidación y ampliación de la certificación internacional de accesibilidad AIS en sus centros.

 

Este convenio se enmarca en la apuesta global de la compañía por una sociedad más segura, responsable y accesible para todas las personas, pero especialmente aquéllas con necesidades especiales, discapacidad, mayores, familias y embarazadas, etc. Ésto se traduce en la certificación en accesibilidad de más de 60 centros Supercor con AIS y en la previsión de certificar al menos otros 15 este ejercicio. Con ello, la empresa espera facilitar el día a día de estas personas a la hora de acudir a sus centros, ya que les dará mucha más autonomía en sus compras.

 

El Sistema Indicador de Accesibilidad (AIS), creado y gestionado por Fundación ARS, es el único estándar internacional de certificación del grado de accesibilidad En concreto, la Norma AIS 1/2018 evalúa el grado de accesibilidad de los entornos urbanizados, tanto construidos como en proyecto, teniendo en cuenta criterios físicos, cognitivos y sensoriales, y reconociendo y acreditando de manera objetiva y fiable el grado de accesibilidad.

 

Para obtener la certificación de accesibilidad AIS, la compañía estructura la accesibilidad de sus tiendas en varios parámetros: 

 

1: Estructural: garantizando la accesibilidad estructural y arquitectónica, con pasillos anchos y sin barreras arquitectónicas, e instalando una caja accesible de uso preferente.

 

2: Humano: todo el personal ha sido formado para integrar los medios y sistemas implantados en sus tareas diarias, así como para ofrecer ayuda a los colectivos con necesidades especiales.

 

3: Técnico: se facilita la accesibilidad con diversas soluciones, como Bucle magnético en la caja accesible para personas con problemas auditivos, beepcons para orientar por los departamentos de la tienda a clientes por dificultades visuales, bandas de encaminamiento para orientar al punto de ayuda e información a clientes con necesidades especiales, señalización de alto contraste visual, así como braille para facilitar información a los clientes con discapacidad visual.

 

Para el director de Supercor, Álvaro de Cabo, “la accesibilidad para Supercor es un reto, además de un claro indicador del desarrollo social. Consideramos prioritario contribuir a que nuestros centros sean accesibles y que se puedan disfrutar con seguridad, comodidad y autonomía por parte de todos nuestros clientes”. 

 

La presidenta de Fundación ARS, Esther Bienes Pinedo, asegura que “la accesibilidad es esencial para garantizar una buena experiencia de cliente, algo que Supercor ha entendido a la perfección y en lo que trabaja desde hace varios años”. Y subraya que “la clave reside en fomentar la autonomía de todos los clientes en entornos seguros y cómodos”.

 

Estas acciones se enmarcan en el compromiso de El Corte Inglés de vinculación con la sociedad y en el espíritu de cercanía que mantiene con las inquietudes de los ciudadanos.