El Año Jubilar Teresiano comenzará el 15 de octubre y finalizará el mismo día del próximo año

Jesús García Burillo y Jorge Zazo.

En la rueda de prensa también se ha presentado el logotipo que se ha creado para el Año Jubilar Teresiano. 

El Obispo de Ávila, Jesús García Burrillo, ha anunciado que finalmente el Año Jubilar Teresiano comenzará el 15 de octubre de 2017 y terminará justo un año después. Además,  García Burillo  ha querido agradecer tanto al Santo Padre por su generosidad concediéndonos esta gracia como a la Orden del Carmelo Descalzo por su apoyo y ayuda, así como a todos los fieles de la Iglesia que peregrina en Ávila –sacerdotes, religiosos y laicos– por su disponibilidad y entrega, y a las instituciones civiles por su segura colaboración.

 

Por su parte, el sacerdote Jorge Zazodelegado para el Año Teresiano, ha recalcado que los templos en los que se podrá lucrar la indulgencia plenaria serán: la S.A.I. Catedral del Salvador, la iglesia del Convento de Santa Teresa de Jesús (vulgo «La Santa»), la iglesia del Convento de la Encarnación, la iglesia del Convento de San José, la iglesia del Real Monasterio de Santo Tomás, en Ávila; la iglesia del Convento de la Inmaculada y San José, en Arenas de San Pedro; la iglesia del Convento de Santa Teresa de Jesús y San Juan de la Cruz, en la finca de Duruelo, Blascomillán; y la iglesia del Convento del Amor Misericordioso y de la Madre de Dios, en Piedrahita.

 

En este sentido, el sacerdote ha recordado que la indulgencia plenaria se podrá lucrar, en las condiciones habituales –orar por las intenciones del Romano Pontífice, recibir la absolución sacramental y la comunión eucarística quince días antes o después de la peregrinación, y recitar el Credo–, en las siguientes ocasiones:  asistiendo a la celebración de la Eucaristía en los conventos citados uno de los siguientes días:

 

  • Todos los domingos comprendidos entre el 15 de octubre de 2017 y el 15 de octubre de 2018.
  • El 15 de octubre de 2017, solemnidad de Santa Teresa de Jesús, virgen y doctora de la Iglesia.
  • El 25 de diciembre de 2017, solemnidad de la Natividad del Señor.
  • El 6 de enero de 2018, solemnidad de la Epifanía del Señor.
  • El 12 de marzo de 2018, aniversario de la canonización de Santa Teresa.
  • El 28 de marzo de 2018, aniversario del nacimiento de Santa Teresa.
  • El 1 de abril de 2018, solemnidad de la Resurrección del Señor.
  • El 4 de abril de 2018, bautismo de Santa Teresa.
  • El 24 de abril de 2018, aniversario de la beatificación de Santa Teresa.
  • El 13 de mayo de 2018, solemnidad de la Ascensión del Señor.
  • El 20 de mayo de 2018, solemnidad de Pentecostés.
  • El 16 de julio de 2018, memoria litúrgica de Nuestra Señora del Monte Carmelo.
  • El 24 de agosto de 2018, aniversario de la fundación del convento de San José e inicio de la reforma teresiana.
  • El 26 de agosto de 2018, transverberación del corazón de Santa Teresa.
  • El 15 de octubre de 2018, solemnidad de Santa Teresa de Jesús, virgen y doctora de la Iglesia.

 

Además, Jorge Zazo ha incidido también en que se podrá lucrar de otras tres formas: cualquier día del año, siempre que se peregrine al menos 100 km a pie o a caballo, o 200 km en bicicleta, hasta cualquiera de los templos jubilares de la ciudad de Ávila; cualquier día del año, entrando en cualquier templo jubilar de la Diócesis, siempre que se hagan previamente diez de las horas de oración según el modelo teresiano que se propondrán desde el Secretariado de Organización; cualquier día del año, y sin necesidad de entrar en los templos jubilares, para los enfermos y los presos, siempre que, además de los requisitos habituales, lean una de las cuatro principales obras de Santa Teresa: Vida, Moradas, Camino de Perfección o Fundaciones.

 

Finalmente, el delegado para el Año Teresiano ha avanzado que se está preparando un programa pastoral destinado a que todos los fieles de Ávila conozcan y profundicen en el rico magisterio espiritual de Santa Teresa de Jesús, de modo que, compartiendo su experiencia de oración centrada en la amistad con Jesucristo, sean capaces de emprender la nueva evangelización según los deseos del Santo Padre Francisco y puedan compartir con los peregrinos no sólo el recuerdo, sino algo más importante, la presencia viva de Santa Teresa entre nosotros.