Detenidos un padre y su hijo por encerrar dos días a un hombre para robarle el coche

El coche de la víctima

La Policía Nacional ha detenido en Alicante a un padre y su hijo por presuntamente encerrar a un hombre durante dos días en la habitación de una vivienda, tras obligarle a firmar la transferencia de su vehículo mediante un contrato que ellos mismos redactaron.

La víctima, que pudo escapar por su propio pie, se había desplazado al domicilio de los acusados para venderles un teléfono móvil, según ha informado la Jefatura Superior en un comunicado.

Los hechos se produjeron hace aproximadamente un mes, cuando el perjudicado formuló una denuncia en las dependencias de la Policía Nacional de Alicante. Decía haber sido retenido en una vivienda durante dos días, sin comida ni bebida, para ser robado y extorsionado hasta transferir su vehículo mediante un contrato de compraventa.

Este hombre había ido a la casa de los sospechosos para vender un terminal móvil. Una vez en la vivienda, le recibieron el padre y su hijo y le invitaron a entrar para negociar la compra del teléfono.

Ambos le condujeron con fuerza a una habitación y cerraron la puerta con llave. Tiempo después, le intimidaron y amenazaron hasta que se vio forzado a hacer entrega de todas sus pertenencias y documentación que portaba.

En ese momento, los detenidos redactaron un contrato de compra venta, en el que constaban todos los datos del perjudicado y de su vehículo, y le obligaron a firmar la transferencia del turismo.

SU MADRE DENUNCIÓ LA DESAPARICIÓN

El padre y el hijo volvieron a encerrarle en la habitación, donde quedó retenido durante dos días sin que fuesen atendidas sus necesidades básicas de hidratación, alimentación y aseo. Durante ese tiempo, la madre de la víctima denunció su desaparición, por lo que se puso en marcha el protocolo de personas desaparecidas.

Después de dos días de cautiverio, el hombre pudo escapar hasta la calle, donde avisó a los servicios de Urgencias. La Policía inició la investigación hasta identificar a los autores, dos hombres de nacionalidad española.

Este pasado jueves, 2 de noviembre, los agentes los localizaron y detuvieron por los presuntos delitos de detención ilegal, extorsión y robo con intimidación. También encontraron el vehículo del perjudicado y algunas de sus pertenencias.

La operación ha sido llevada a cabo por efectivos del Grupo Operativo de Policía Judicial de la Comisaría de Distrito Centro de Alicante.