Condena de siete años y medio de cárcel para el hombre que agredió con un cuchillo a un agente de la Guardia Civil en El Tiemblo
Cyl dots mini

Condena de siete años y medio de cárcel para el hombre que agredió con un cuchillo a un agente de la Guardia Civil en El Tiemblo

Audiencia Provincial de Ávila.

El tribunal también fija una indemnización para la víctima de algo más de 9.000 euros

La Audiencia Provincial de Ávila ha condenado a Solimán Akachyad, ciudadano de 41 años nacido en Marruecos, siete años y seis meses de cárcel por delito de homicidio en grado de tentativa, así como al pago de una indemnización de 9.075 euros al agente de la Guardia Civil al que agredió con un cuchillo de cocina provocándole heridas cuello y hombro.

 

Los hechos juzgados ahora ocurrieron el 14 de octubre de 2019, cuando una patrulla de la Guardia Civil recibió un aviso de la localidad de El Tiemblo por hechos relacionados con un episodio de violencia de género, caso que ahora está siendo juzgado.

 

Cuando los agentes se personaron en la casa de Solimán, éste se negó a identificarse, pero finalmente accedió al requerimiento y les hizo entrega de un pasaporte marroquí. Los guardias apreciaron que la fotografía que figuraba en el documento no se correspondía con Solimán y al ser preguntado al respecto, manifestó que se la había hecho cuando era joven.

 

Ante esta situación y tras varias gestiones con las diversas bases de datos del Instituto Armado en el vehículo policial, comprobaron que el condenado no era el titular del pasaporte mostrado, por lo que se dirigieron de nuevo al domicilio. Una vez allí, uno de los agentes intentó entablar contacto con la esposa de Solimán mientras ésta se llevó ambas manos al cuello, gestó que fue interpretado por el agente como que el condenado la había agredido. Al mismo tiempo, reclamó a su compañero compañero que pidiese refuerzos.

 

En ese momento y mientras un agente se dirigía al coche a pedir refuerzos, Solimán salió de la vivienda portando un cuchillo de cocina de 20 centímetros de hoja con el que hirió en la zona del cuello y en el hombro izquierdo al otro agente.

 

Finalmente, entre el hermano de condenado y el guardia civil que se había acercado al coche a pedir refuerzos, lograron arrebatarle el cuchillo y reducirle, mientras gritaba expresiones en castellano tales como: “Yihad, le tenía que haber matado”. El agente tuvo que ser sometido a una intervención quirúrgica, con ingreso hospitalario, y en total necesito 58 días para curar sus lesiones.

 

En la sentencia también se indica que Solimán Akachyad está diagnosticado de un trastorno psicótico sin especificar desde el año 2009, así como de trastorno de la afectividad por trastorno distímico de etiología psicógena que, sin embargo, no afecta a su capacidad volitiva e intelectiva.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: