Colaborando somos más fuertes

José Luis Rivas, alcalde del Ayto. Ávila. / Imagen: B. Dávila
Ver album

El Ayuntamiento de Ávila, Fundabem y Vodafone, junto con las asociaciones de Down en Ávila y Valladolid, unen sus fuerzas para un proyecto de integración social para acercar la cultura a las personas que padecen una discapacidad

Mostrar el papel activo que las personas con una discapacidad o con Síndrome de Down tienen en la sociedad. Ese es uno de los objetivos principales que ha llevado al Ayuntamiento de Ávila, a Fundabem y a la compañía de Vodafone, a unir su potencial para apostar, de manera decidida, por la creación del proyecto 'Derecho a la cultura' por la integración de las personas con otras capacidades en la sociedad.

 

Es por ello que, fruto de esta acción conjunta, se haya apostado por la creación de una aplicación informática que vaya a permitir "potenciar la cultura" de la ciudad de Ávila. De este modo, Down Ávila, también Valladolid, creará contenidos y además, serán los propios jóvenes de la asociación quienes tracen la línea de ruta de los mismos, escogiendo las ubicaciones así como maquetando los vídeos que realicen, y todo ello, con la ayuda de manuales de lectura fácil que han sido facilitados por el consistorio.

 

Si bien "colaborando somos más fuertes", tal y como ha señalado la presidenta de Down Ávila, Mar Rodríguez, en esta línea, el alcalde de la ciudad de Ávila, José Luis Rivas, suma que este proyecto venga a ser una experiencia para aquellos que quieran vivir la cultura, siendo un proyecto accesible y que además, venga a cumplir con lo dictado en el Artículo 30 de la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad:

 

 "Los países deben promover la participación en la vida cultural, el recreo, el tiempo libre y los deportes, asegurando el suministro de programas de televisión, películas, material teatral y cultural en formatos accesibles, haciendo accesibles los teatros, los museos, los cines y las bibliotecas, y garantizando que las personas con discapacidad tengan oportunidad de desarrollar y utilizar su capacidad creativa no sólo en su propio beneficio sino también para enriquecimiento de la sociedad. Los países deben garantizar su participación en las actividades deportivas generales y específicas ".