Coches y camiones dispondrán de tarjeta electrónica de características técnicas

ARCHIVO.

Todos los turismos, furgonetas y camiones que se matriculen a partir de hoy contarán con la tarjeta (ITV) de características técnicas en formato electrónico. 

Así, el Real Decreto 667/2015, de 17 de julio, en su Disposición Final Primera, referida a las tarjetas de inspección técnica del tipo B,  para vehículos de las clases M y N, así como las tarjetas tipo BL, dispone que deberán ser emitidas obligatoriamente en soporte electrónico. La Dirección General de Tráfico  ha desarrollado un sistema electrónico de envío de fichas técnicas por parte de los Fabricantes, Importadores y Representantes de vehículos (FIR), los cuales, por vía telemática, enviarán los datos técnicos de los vehículos a un Registro de Vehículos Prematriculados que la DGT ha creado al efecto. 

 

Una vez que los FIR han enviado los datos técnicos del vehículo, la DGT realizará una serie de validaciones sobre dichos datos, y si estos son correctos se almacenarán en el registro de vehículos prematriculados. A los FIR se les notifica que el proceso de envío se ha realizado correctamente y se les indica el Número de Identificación del Vehículo (NIVE). Desde este momento el NIVE adquiere una gran importancia ya que será el número que identifica de manera única dicho vehículo.

 

En el proceso de matriculación de vehículos además de los FIR y de la DGT, existen otros agentes implicados como son las entidades financieras y los concesionarios. El sistema que ha desarrollado la DGT incluye a estos agentes y respeta el papel que en la actualidad vienen realizando. En el caso de las entidades financieras, el sistema de la DGT garantizará que ningún vehículo financiado  sea matriculado hasta que las propias entidades  a través de sus pasarelas de pagos informen a la DGT que el vehículo se puede matricular.Respecto a los concesionarios, les corresponderá la misión de informar telemáticamente a la DGT de la persona que adquiere el vehículo (diligencia de venta).

 

Posteriormente la DGT recibirá una solicitud de matriculación con un número de NIVE en la misma, y ya sea a través de la matriculación telemática, o bien en las propias ventanillas,  al matricular el vehículo, los datos técnicos del mismo se obtendrán desde el registro de matriculados, evitando así errores de mecanización. La DGT no sólo asignará el número de matrícula del vehículo, sino que además expedirá la Tarjeta de Inspección Técnica en formato electrónico, donde podrán inscribirse todas las anotaciones por medios informáticos.

 

A día de hoy la gran mayoría de fabricantes de vehículos ya están integrados en el proyecto eITV y en el mes de octubre prácticamente el 50% de los vehículos matriculados disponían ya de ficha electrónica.La obligación de expedir las fichas técnicas en formato electrónico por parte de los fabricantes de vehículos a partir de la fecha mencionada, no afecta a la validez de las fichas técnicas en formato papel  emitidas anteriormente, que seguirán siendo válidas. La importancia y magnitud de este proyecto, que apoyan asociaciones como ANFAC y ASNEF, supone un salto cuantitativo y cualitativo sobre el proceso actual de matriculación de vehículos. Por ello, DGT ha desarrollado esta iniciativa  hecha realidad gracias a la colaboración de diferentes actores importantes para el desarrollo y puesta en marcha (Fabricantes, Entidades Financieras y Concesionarios).