Ciudadanos aprueba sus nuevos estatutos y 'tumba' un intento de Igea de rechazarlos

El vicepresidente de la Junta, Francisco Igea en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno.

El sector crítico intentó que se devolviera el anteproyecto de estatutos: un cargo próximo a Igea fue el único voto en contra de aprobarlos. Ahora, decidirán los afiliados y también el vicepresidente.

El Consejo General de Ciudadanos ha aprobado este sábado la ponencias de Estatutos y la de Estrategia y Líneas de Acción Política sin apenas cambios respecto a los borradores redactados por cada una de las comisiones correspondientes, al ser rechazadas las principales enmiendas que se habían presentado. Al término de la reunión, celebrada en la sede nacional del partido, la portavoz de la Gestora, Melisa Rodríguez, ha informado de que la ponencia de Estatutos ha sido aceptada por una "abrumadora mayoría": 105 votos a favor, uno en contra y una abstención.

 

En cuanto al documento de Estrategia, se ha aprobado por asentimiento después de transaccionarse 23 de las 25 enmiendas que se habían presentado. Esta ponencia apuesta por pactar con formaciones "constitucionalistas" y por combatir al nacionalismo, al sectarismo y a "los populismos de izquierda y derecha".

 

Según fuentes de la formación naranja consultadas por Europa Press, las enmiendas que finalmente se han introducido en ambos textos han sido más bien matices, sin modificaciones significativas. Ahora les toca a los afiliados proponer y votar enmiendas en sus agrupaciones para decidir cuáles se debatirán en la Asamblea General de mediados de marzo.

 

 

Intento del sector crítico para rechazar el anteproyecto

 

En el caso de la ponencia de Estatutos, el único voto en contra en el Consejo General ha sido el de Fernando Navarro, viceconsejero de Transparencia y Calidad de los Servicios en la Junta de Castilla y León, la consejería del vicepresidente Francisco Igea, mientras que Carlos Hidalgo se ha abstenido.

 

Previamente, Navarro -próximo al vicepresidente de Castilla y León, la principal voz crítica en Ciudadanos- había defendido una enmienda de devolución que fue rechazada por el Consejo General por 103 votos en contra, cinco votos a favor y dos abstenciones. Esta enmienda rechazaba el borrador elaborado por la Comisión de Estatutos, formada por el secretario de Organización de Cs, Fran Hervías, otros dos miembros de la Gestora y cinco consejeros.

 

Este sector crítico de la formación naranja denuncia que el proyecto de Estatutos no se adecua al artículo 6 de la Constitución, según el cual la estructura interna y el funcionamiento de los partidos deben ser democráticos. Concretamente, están en desacuerdo con que la Ejecutiva nacional intervenga directamente en el nombramiento de los principales cargos orgánicos territoriales, denuncian la falta de independencia de varios órganos internos respecto a la Ejecutiva y desaprueban el "amplísimo catálogo de infracciones graves y muy graves" en las que podrían incurrir los afiliados, pudiendo incluso atribuírseles "una suerte de delito de opinión".

 

En sus declaraciones públicas, Francisco Igea viene reclamando que sean los militantes, y no el Comité Ejecutivo, quienes elijan en primarias a los miembros de los Comités Autonómicos y Provinciales, una propuesta que no comparte la portavoz en el Congreso, Inés Arrimadas. Los planteamientos expuestos por Navarro no han recibido el respaldo el Consejo General, como tampoco lo han recibido las enmiendas presentadas por Compromiso Ciudadano, otro sector crítico del partido.

 

En su caso, también abogaban por una clara división de poderes dentro de la organización y menos poder de la Ejecutiva sobre los órganos territoriales, así como una mayor transparencia y más participación de la militancia.

 

Aunque la portavoz de la Gestora ha declarado que este sábado ha habido un "debate constructivo", fuentes próximas a la reunión han explicado que no siempre ha sido así. Mientras que el tono utilizado ante los representantes de Compromiso Ciudadano ha sido "suave", la contestación que ha dado la Gestora a Navarro ha sido "más agresiva", según distintas fuentes, acusándole de actuar con "mala fe".

 

Asimismo, han lamentado que la Gestora haya entregado los documentos de las enmiendas a los consejeros este mismo sábado, en vez de habérselos enviado con antelación para que pudieran analizarlos con más tiempo.