Castilla y León decide confinar su territorio desde el viernes 30 de octubre hasta el 9 de noviembre
Cyl dots mini

Castilla y León decide confinar su territorio desde el viernes 30 de octubre hasta el 9 de noviembre

Emiliano García-Page, Isabel Díaz Ayuso y Alfonso Fernández Mañueco, en la reunión. Foto: JCYL

Mañueco reconoce que "estamos en una situación de riesgo extremo" y que había que tomar "medidas drásticas". Pide salir lo menos posible de casa. Castilla-La Mancha también confinará, pero Madrid propone hacerlo por días de cara a Todos los Santos.

Castilla y León ha decidido confinar perimetralmente su territorio desde este día 30 de octubre a las 14.00 horas y hasta el 9 de noviembre a la misma ahora, además de un "autoconfinamiento inteligente" y "salir sólo lo imprescindible de casa". Se mantienen las demás restricciones del estado de alarma y el toque de queda. La movilidad será posible para atravesar la comunidad en viajes sin origen ni destino el territorio regional, aunque va a ser complicado porque varias comunidades limítrofes tienen o barajan restricciones. La Junta ha pedido al Gobierno analizar la situación con la frontera portuguesa.

 

Se mantiene la restricción a la permanencia de grupos de más de seis personas, en espacios públicos o privados, salvo que se trate de convivientes. Y las reuniones, celebraciones y encuentros religiosos tendrán un límite de aforo del 50 %.

 

Las comunidades de Madrid, Castilla y León y Castilla-La Mancha han decidido tomar de manera conjunta las medidas para sus respectivos territorios y ante el aumento preocupante de los nuevos contagios de Covid. Lo han decidido tras un encuentro entre sus tres presidentes, Isabel Díaz Ayuso, Emiliano García-Page y Alfonso Fernández Mañueco, anfitrión de la reunión celebrada este miércoles en Ávila. Primero ha sido el presidente de Castilla y León el que ha anunciado el confinamiento perimetral de su territorio, después lo ha hecho el presidente manchego. 

 

La presidenta de la Comunidad de Madrid ha asegurado que los técnicos no recomiendan el cierre perimetral y se ha quejado del que le impuso el Gobierno, pero que tiene un compromiso con Castilla y León y Castilla-La Mancha y que buscará una solución intermedia como perimetrar la comunidad por días para el puente de Todos los Santos en concreto. De hecho, lo propondrá al Gobierno, ya que el estado de alarma solo permite hacerlo por períodos más largos.

 

Los tres presidentes lo han hecho de manera conjunta al compartir fronteras y porque reconocen que los contagios pueden ir de unas comunidades a otras, en todas las direcciones. El  presidente manchego ha reconocido que es "dolorosísimo" tener que limitar la movilidad en unas fechas en las que muchos ciudadanos viajan para visitar en los cementerios a seres queridos fallecidos.

 

En una comparecencia conjunta, Fernández Mañueco ha anunciado lo que los tres presidentes han decidido "dialogando, unidos, acordando" y "dando ese paso al frente" para la gestión coordinada, con los consejeros de Sanidad. "Queremos apostar por proteger la vida de las personas" ha dicho Mañueco que ha reconocido que "estamos en una situación de riesgo extremo" con crecimiento de carga hospitalaria, contagios y fallecimientos "y tenemos que tomar medidas drásticas y proporcionadas".

 

El primero en anunciar medidas ha sido Fernández Mañueco, que ha confirmado el confinamiento perimetral de la comunidad desde este mismo viernes a las 14.00 horas y hasta el día 9 de noviembre a la misma  hora, además de mantener medidas del estado de alarma y el toque de queda. Después lo ha anunciado el presidente manchego, para las mismas fechas, pero sin concretar detalles.

 

La decisión de Ayuso

En una entrevista en el Telediario de TVE,  Fernández Mañueco ha explicado que "la presidenta Ayuso ha dicho que le parecía bien cerrar el puente, pero claro le hemos recordado que el decreto del estado de alarma establecía un periodo mínimo de siete días".

 

El confinamiento perimetral de Castilla y León solo tendrá excepciones en casos justificados como la asistencia a centros, servicios y establecimientos sanitarios; centros universitarios, docentes y educativos, incluidas las escuelas de educación infantil; cuidado a mayores, menores, dependientes, personas con discapacidad o personas especialmente vulnerables; cumplimiento de obligaciones laborales, profesionales, empresariales o legales; retorno al lugar de residencia habitual; desplazamiento a entidades financieras o de seguros; realización de actuaciones requeridas o urgentes ante los órganos públicos, judiciales o notariales; renovaciones de permisos y documentación oficial, así como otros trámites administrativos inaplazables; exámenes o pruebas oficiales inaplazables o cualquier otra actividad de análoga naturaleza, debidamente acreditada.

Noticias relacionadas