Juan carlos lopez original

Recetas para educar

Juan Carlos López
Entusiasmo por la educación y por la vida

La segunda oportunidad

Gente valladolid detail

La vida es generosa, y sí da segundas oportunidades. Cuando tomamos decisiones en la vida, una posibilidad es la de equivocarnos, y será una manera de aprender y crecer, aunque a veces sea de manera dolorosa.

 

En ocasiones este error nos puede parecer la “pérdida de algunos años de vida”, pero si lo pedimos, la vida nos dará una segunda oportunidad. Aunque claro, hay que pedirla y por supuesto, hay que cogerla. Cada vez que emitimos una pregunta, el universo propone una respuesta: por ello hay que preguntar, hay que pedir.

 

Siempre tendremos una segunda oportunidad: Si aún no hemos encontrado el destino laboral que nos haga feliz, o si la pareja que nos permita desarrollarnos como persona no ha llegado, o si la teníamos pero se fue, y ya se acabó el tiempo juntos… Sí hay otra oportunidad.

 

Puede que en la vida tomásemos caminos turbios que nos perjudicasen física, mental o emocionalmente y ya no nos guste la persona en que nos hemos convertido... Hay que tener el valor de “pegarle un puntapié a todo cuanto no te eleve” y la segunda oportunidad se presentará ante ti. Ahí la tienes, tira de mente, de actitud y de saber lo que quieres.

 

Es muy difícil que la decisión de qué estudios realizar, tomada desde la inmadurez de los 18 años, sea siempre la correcta. Y por haber elegido algo que no nos conviene, determinemos el resto de nuestra vida. Decía  Leonard Cohen que “Hay grietas en todo, por eso entra la luz, pero debemos estar atentos para verla”.

 

No es fácil que nuestro primer amor sea nuestro verdadero amor. Antonio Gala decía “Todos tenemos una media naranja; sacude el mundo y encuentra la tuya”. Pero no siempre estará en el lugar donde nacemos o donde vivimos.

 

Por eso será muy importante viajar, conocer nuevos destinos, nueva gente, salir de nuestro entorno reducido. La segunda oportunidad seguramente no estará en el mismo lugar en que surgió   la primera, y por ello hay que escuchar a la vida y tomar decisiones. Dicen que el mar está lleno de maravillas, pero muchos se quedan en la orilla y no las ven.

 

Hasta el final de nuestra vida, se nos ofrecerán oportunidades para ser feliz; en nuestra mano estará aprovecharlas. Porque esa decisión solo es nuestra. Nadie nos puede vivir la vida: si queremos iniciar o acabar una relación, si queremos cambiar el rumbo de nuestro trabajo, si queremos relacionarnos o dejar de relacionarnos con alguien, si queremos viajar o estar, si queremos salir de nuestra zona de confort o permanecer en ella. Si queremos llevar una vida sana o si queremos bebernos o comernos todo, si queremos ser un abuelo bondadoso o un gruñón enfadado con el mundo.

 

Lo sé, tendrás un combate de boxeo en tu cabeza entre la conciencia y la intuición. Escúchate. Y hazte caso

 

A por ella

 

La vida es como una película, en la que nosotros asumimos el papel de director, guionista y protagonista absoluto, y los demás son los personajes que intervienen en ella.  Somos totalmente responsables de nuestra vida. No por ello debemos pensar que somos culpables de lo que nos sucede, sino creadores.

 

Si estamos ocupados pensando que el malo, el celoso, el egoísta, el feo, el orgulloso, o el criticón… es el otro, el vecino, el enemigo…, resultará complicado ver nuestra oportunidad

 

O pensando que se trata “del azar”. El azar es algo inexistente, es solo una palabra creada por el hombre cuando no sabe donde clasificar un hecho porque desconoce su causa.

 

Debemos darnos permisos, sobre todo permiso para ser feliz, para disfrutar de la vida. Debemos darnos cuenta de que además de ser padres, hijos, maridos, o ex maridos, mujeres o ex mujeres, trabajadores , somos NOSOTROS.  No somos apéndices de nadie, ni súbditos de nadie, somos protagonistas de una vida, que no se acaba hasta el final. Y si estás leyendo esto aún no has llegado al tuyo.

 

Aceptar la segunda oportunidad tiene que ver con nuestras sus ganas de vivir, de buscar la felicidad, la salud y de ayudar a los demás.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: