E blazquez 80x111 original

EL JARDÍN DE HÉRCULES

Eduardo Blázquez

LAS ESPIRALES DE ALFRED HITCHCOCK

Blazquez detail

De la mano del emblemático libro Lo Bello y los Siniestro, de Eugenio Trías, se puede recorrer el mágico y enigmático universo de Hitchcock. Desde el sentimiento de lo prohibido y lo siniestro, el doble rostro y el velo alegórico se unifican al desdoblamiento del Amor sagrado y del amor místico, para abordar los conceptos de belleza del mago del suspense que, en gran medida, parten de la unión de Botticelli y de Ficino, para construir imágenes poderosas para las damas de Hitchcock, un viaje al reino de Venus y de Flora, un poderoso ciclo de velos y de flores simbólicas.

 

 

Los temas cromáticos, como el color alegórico, se presentan en Vértigo (1958) unidos a representaciones iconológicas como el peinado en espiral, el ramo de flores, la escalera de caracol y el collar rojizo que, unidos al ojo teñido de rojo del inicio, abordan la vivencia de Eros y de Thánatos, un abismo reforzado por las espirales sempiternas; como emblema de Eros, la espiral se nutre de espejos y de formas cartesianas alimentadas por la pintura de Dalí. El ojo-nube, descontextualizado, une realismo y simbolismo para alimentar los mitos de Tristán-Isolda, Orfeo-Eurídice, Pigmalión-Galatea, inmersiones románticas fortalecidas por la música narrativa.

 

 

Los amplios laberintos de las escaleras de la torre se funden con los microespacios de la cabellera femenina, un políptico ampliado por el ritual de flores simbólicas de Ofelia, un ritual vinculado al museo y a los lienzos contemplados por los protagonistas.

 

 

Desde los conceptos de Calderón de la Barca, se revela el sueño dentro de las cárceles-paraíso construidas por Hitchcock para definir el abismo de lo siniestro.

 

 

El ojo-nube y el ojo-acuático, ambos aliados de Ofelia y de Eurídice, se presentan en Psicosis(1960) uniendo las aguas de Ofelia con la bañera de Susana-Venus, la cortina y el velo, entre la poética de las aguas, nos muestran el gran Sueño de Hamlet.

 

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: